Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Descubierto en Valdemingómez el cadáver de una mujer estrangulada

Un vecino descubrió ayer el cuerpo sin vida de Rosario O. l., de 32 años. El cadáver estaba recostado en una cuneta de entrada al vertedero de Valdemingómez. Según la Jefatura Superior de Policía, la mujer falleció estrangulada. En sus brazos y piernas se observaron varios arañazos. También la piel desgarrada en la cara y parte superior del muslo izquierdo. Según todos los indicios, la mujer fue víctima de una agresión sexual. Llevaba muerta 18 horas.Un vecino que trabajaba por la zona se topó con la mujer muerta a 150 metros de la carretera Nacional III, frente a la fábrica Hispamer. El cadáver esta ba desnudo de cintura hacia abajo. Tenía puesto un sujetador blanco y una cazadora de plumas de color marrón con hombreras verdes. Junto al cadáver, los agentes descubrieron el bolso de la fallecida. En el interior había varios efectos personales y llaves, pero faltaba el dinero en el monedero.

Según la investigación policial, la mujer podría estar vinculada al mundo de la prostitución. Hace 10 días apareció, cerca del vertedero, el cadáver de un hombre con la cara calcinada.

Éste no fue el único cadáver que se descubrió ayer en la región. Por la mañana, la Guardia Civil y el servicio de Protección Civil de Galapagar descubrieron a una anciana muerta en el río Guadarrama. La mujer ha sido identificada por el instituto armado como Mercedes Hidalgo Paniagua, de 86 años. La familia de la fallecida había denunciado su desaparición. Los agentes creen que la anciana se despeñó sobre las rocas del afluente.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 13 de diciembre de 1995