Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia de Madrid ordena reabrir la causa sobre el espionaje político

La Sala Quinta de la Audiencia Provincial de Madrid dictó ayer un auto por el que se ordena la reapertura del sumario sobre el espionaje policial a los partidos políticos, archivado en noviembre del pasado año por decisión del juez instructor José María Vázquez Honrubia. El auto califica de "preciso" o "conveniente" la práctica de las pruebas que en su día solicitó el PCE -partido querellante junto con AP y PDP-, entre las que figuran la comprobación de la eventual existencia de informes sobre el PCE en dependencias policiales y el interrogatorio de 12 policías y del director de la Seguridad del Estado, Julián Sancristóbal.En el auto se indica que de las diligencias ya practicadas por Vázquez Honrubia parece deducirse la existencia de un "entramado policial que despide un tufillo de presuntas investigaciones y control informativo" sobre las actividades de los partidos políticos. Se añade que, si de las nuevas pruebas que se practiquen se derivan responsabilidades penales en personas aforadas -ministros, parlamentarios o mandos policiales-, la causa deberá ser remitida al tribunal competente que, en los casos de ministros o parlamentarios, es el Tribunal Supremo.

La Audiencia Provincial, repitiendo las mismas tesis mantenidas por el PCE en la vista de los recursos contra el archivo de la causa, indica que la decisión judicial de admitir las querellas del PCE y del PDP -que se sumaron a la presentada con anterioridad por AP- fue seguida "de modo fulminante e inmediato" con el auto de Vázquez Honrubia de archivar la causa, por lo que no pudieron practicarse las pruebas solicitadas por los comunistas.

El auto añade que el interrogatorio de las personas que solicita el PCE "puede aportar nuevos datos decisivos para el esclarecimiento adecuado de los hechos denunciados". Entre las personas cuyo interrogatorio judicial solicita el PCE, figuran el comisario general de Información, Jesús Martínez Torres, y el jefe de la Brigada de Interior, Alberto Elías, así como nueve policías de dicha brigada.

El PCE también ha pedido que se incorpore a la causa un documento policial sobre: el PCE incluido en uno de los sumarios abiertos contra el inspector Juan José Medina, en cuyo domicilio fue intervenido el informe en 1983.

Nicolás Sartorius, diputado de Izquierda Unida, mostró ayer una gran satisfacción por el auto de la Audiencia Provincial. "Es un dato enormemente positivo para el esclarecimiento de los hechos", declaró.

AP, por otro lado, expresó también su satisfacción por el auto de la Audiencia y señaló que, de las pruebas que se practiquen a partir de ahora, pueden derivarse responsabilidades entre altos cargos de la Administración.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 30 de julio de 1986