ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 15 de agosto de 1981

Panamá descarta un sabotaje en la muerte de Torrijos

A falta de conclusiones definitivas en la investigación oficial sobre el accidente aéreo en el que falleció el general Omar Torrijos, el procurador general de Panamá. Olmedo Miranda, ha descartado la posibilidad de un sabotaje. Un error humano del piloto, en circunstancias adversas, parece ser la causa del siniestro.Las dos explosiones que un campesino dijo haber escuchado en los cerros de Santa Marta y, Juan Julio, en la zona en la que se estrelló el avión -un bimotor Twin Otter, de fabricación canadiense- pudieron originarse, segun el procurador general, por el impacto del aparato en el cerro y por el posterior incendio de los tanques de gasolina.

Olmedo Miranda manifestó que el avión se había incrustado materialmente en el cerro, a unos treinta metros de la clima, sin que se hayan encontrado restos dispersos por la zona, sometida desde el pasado 31 de julio, fecha del accidente, a riguroso control militar. De haber estallado previamente una bomba, añadió el procurador general, los restos del aparato se hubieran dispersado en una extensa zona.

La empresa constructora del avión, Havillarid, ha enviado dos técnicos a Panamá para que estudien los motores.

Al margen de las declaraciones de Olmedo Miranda, se sabe que el piloto había avisado momentos antes que no veía nada y que iba a iniciar el regreso al aeropuerto de Pononame, de donde había partido. La pista de, aterrizaje de Coclecito, a la que se dirigía el avión, se encuentra en una olla geográfica en la que el piloto debe descender con los motores casi totalmente parados, para encenderlos de nuevo antes de iniciar la operación de aterrizaje.

Los datos disponibles llevan a descartar la hipótesis del atentado, mandada por la agencia soviética Tass, que desde el primer momento culpó a la CIA. La proximidad de otro accidente aéreo, en el que falleció el presidente ecuatoriano Jaime Roldós, un político que, como Torrijos, practicaba una política de independencia frente a Estados Unidos, alimentó los rumores de sabotaje, aunque hasta ahora no se haya podido dar ningún dato concreto,

También habló de atentado José Francisco Peña, vicepresidente de la Internacional Socialista, pero después matizó que ello no era una acusación, sino una hipótesis de trabajo.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana