Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Uno de cada cuatro niños no tiene el nivel básico para pasar a la Secundaria en Cataluña

Las chicas son mejores en lengua y los chicos en matemáticas

Uno de cada cuatro de los 60.000 alumnos de 11 y 12 años que cursan sexto de primaria no han superado la primera prueba de final de esta etapa hecha por primera vez en Cataluña. Los resultados no sólo son poco brillantes, sino también desiguales: entre chicos y chicas y entre los niveles socieconómico de los centros y las familias.

La prueba se hizo en mayo y abarcó tres materias: catalán, castellano y matemáticas. El que peor parado sale es el castellano, aunque con una diferencia muy estrecha sobre las otras dos materias. En lengua catalana, el 24,2% de los alumnos no han superado el nivel mínimo requerido; en lengua castellana, no lo superan el 27,4%, y en matemáticas, el 24,2%, según las conclusiones que ha dado a conocer esta mañana el Departamento de Educación de la Generalitat.

La reválida ha incluido a alumnos de sexto de primaria de las escuelas públicas, concertadas y privadas. No hay que superarla para pasar a la secundaria. En adelante, se hará cada año a final de curso. Los resultado servirán para conocer la situación de los alumnos y de las escuelas y poder tomar decisiones de cara a la mejora de resultados, ha dicho el consejero de Educación, Ernest Maragall.

Los resultados arrojan notables diferencias según el nivel socioeconómico de los centros, una tendencia ya apuntada a través de encuestas, pero nunca con una prueba a todos los alumnos. Para medir los resultados se ha colocado a los centros en tres grupos socieconómicos ligados a las familias: bajo, medio y alto. Frente al porcentaje medio del 24,2% de alumnos que no superan la prueba en lengua catalana, éste crece hasta el 44,3% en los alumnos de centros de nivel socieconómico bajo, cae hasta el 22,7% de quienes no la superan en los de nivel medio y desciende, mucho más, hasta el 14,5% para los estudiantes de centros de nivel socioeconómico alto.

Igual pasa con la prueba de lengua castellana y matemáticas. Sobre una media del 27,4% de alumnos que no superan la de castellano, en el nivel socieconómico bajo quienes no la superan son el 47%, en el medio el 26,2% y en el alto el 16,9% En matemáticas no asumen la competencia mínima exigida el 42,8% de alumnos de centros con nivel soeconómico bajo; el 23% en nivel medio y el 14,3% en el alto.

Otra tendencia que corrobora la prueba es que las chicas tienen, en conjunto, mejor resultado que los chicos en lengua y peor en matemáticas. Y, al revés, los chicos aprueban más en matemáticas y menos en lengua que las chicas. En el caso de matemáticas, no superan la prueba el 21,1% de los chicos y el 27,4% de las chicas. En castellano, el 31,3% de los alumnos no las pasan frente al 23,4% de las alumnas. Y en catalán el 20,7% de chicas no la superan frente al 27,5% de chicos.

Los inmigrantes acumulan peores resultados

Los resultados dejan malparados a los centros públicos respecto a los concertados. Reflejan que, en general, en las escuelas públicas hay más alumnos que no superan las pruebas que en las concertadas y que en las privadas. Este fenómeno suele estar ligado al nivel soceconómico de las familias y otros informes como los de la fundación Jaume Bofill ya habían apuntado que inciden en los resultados escolares. Aún así, también se aprecia disparidad de resultados entre centros de una misma zona con igual nivel socieconómico, tanto públicos como privados. "Estos datos son un filón y de una gran riqueza para analizar los resultados", según Joaquim Prats, presidente del Consejo Superior de Evaluacion, que ha coordinado las pruebas.

Los alumnos inmigrantes acumulan peores resultados en relación con los españoles. Entre el 42% y el 47% de los extranjeros no superan la reválida en las tres materias evaluadas, porcentajes que prácticamente doblan los de los los alumnos españoles. El dato de los resultados de los alumnos extranjeros se ha extraído tras descontar de la prueba los que se han incorporado hace poco tiempo y no tienen aún el dominio suficiente de catalán y castellano.

Cada familia recibirá en los próximos días información personalizada sobre cómo han quedado sus hijos o hijas en esta prueba. Las escuelas también recibirán información sobre cómo han quedado en relacion con el conjunto de centros.