Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ciudadanos propone a los socialistas Jáuregui, Solana y Nicolás Redondo como candidatos “instrumentales”

El partido de Rivera prefiere la dimisión de Rajoy a que prospere la moción de Sánchez

Albert Rivera, poco antes del pleno del Congreso de los Diputados. En vídeo, las declaraciones de Rivera en Cadena Cope.

Ciudadanos sigue preparando el terreno por si fracasa la moción de censura de Pedro Sánchez. El partido lanzó ayer tres nombres de socialistas históricos para encabezar un Gobierno temporal que sirva únicamente para convocar elecciones: los exministros Javier Solana y Ramón Jáuregui y el exsecretario del PSE Nicolás Redondo Terreros. La propuesta quedará en nada si la moción de Sánchez obtiene los votos necesarios o si el presidente Rajoy anuncia por sorpresa su dimisión. Entre ambos escenarios, Ciudadanos prefiere el segundo.

Ciudadanos propone que los candidatos a la presidencia del Gobierno en su moción "instrumental" para convocar elecciones sean tres socialistas históricos: Ramón Jáuregui, Javier Solana o Nicolás Redondo Terreros. Jáuregui, que aún es eurodiputado, advirtió rápido de que no sabía nada de esa hipotética candidatura: "Lo que toca es votar la moción de Pedro Sánchez y dejar fuera las maniobras de distracción", dijo. Redondo Terreros, líder de los socialistas vascos entre 1997 y 2002, también descartó ser un "hombre de consenso". "Digo lo que pienso y no me ando con muchas ataduras", avisó.

Ciudadanos y el PSOE mantuvieron una breve reunión el martes. El secretario general de Ciudadanos, José Manuel Villegas, mencionó como posible candidato solo a Jáuregui, pero el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, "desdeñó la posibilidad de nombrar a socialistas que están de vuelta", según dijo Villegas. Los nombres de Solana y Redondo los añadió Albert Rivera en una entrevista en la Cope.

"No abandonaremos"

Ciudadanos sigue pretendiendo que el PSOE retire la moción de censura. En su lugar, Rivera aspira a que presenten una iniciativa conjunta con un candidato instrumental que únicamente convocara elecciones y presidiera el país en funciones hasta la formación de un nuevo Gobierno. "Es una vía que no abandonaremos hasta el final", dijo.

En la reunión entre Villegas y Ábalos, el socialista ofreció a Ciudadanos pactar una fecha de elecciones. Ciudadanos respondió que prefería una moción sin Sánchez de candidato, pero que aceptaba a un socialista histórico. Ninguna de las dos opciones prosperó.

Si Sánchez fracasa, los diputados socialistas no podrían firmar una nueva moción de censura hasta el inicio del próximo periodo de sesiones. Ciudadanos no tiene los 35 escaños necesarios para registrar una moción —le faltan tres—, así que debería esperar hasta septiembre para que los socialistas pudieran sumarse. También podría adelantarse Podemos, que tiene los diputados necesarios y ya ha anunciado una iniciativa parecida para ir a elecciones sin Iglesias de candidato.

En Ciudadanos no creen que hoy Sánchez vaya a afianzar su discurso de la moción de censura con una fecha electoral concreta. Y, aunque lo hiciera, van a votar que no, según Villegas. Si la moción tuviera durante hoy o mañana opciones de prosperar, Ciudadanos apuesta por la dimisión de Rajoy antes que Sánchez llegue a convertirse en presidente.

Esta postura es consecuente con el plan a anunciado repetidamente por el partido durante los últimos días: Ciudadanos quiere que Rajoy convoque elecciones para asegurar una transición ordenada hasta los comicios. Entre esos esfuerzos para lograrlo, Villegas habló ayer por la mañana en el Congreso con Fernando Martínez-Maillo, coordinador general del PP.

El secretario general de Ciudadanos le comunicó que "unas elecciones convocadas por el presidente del Gobierno son la mejor solución", según fuentes del partido, pero el PP siguió insistiendo en alargar la legislatura. Para el partido de Rivera, la dimisión en el último momento de Rajoy sería una manera tortuosa, incierta y no asegurada de llegar a elecciones.

Más información