Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lambán insta a Pedro Sánchez a “retirarse con dignidad”

Los socialistas andaluces piden tiempo para “la normalización”

Pedro Sánchez, con Jordi Évole, en 'Salvados'. Efe Atlas

El presidente de Aragón, el socialista Javier Lambán, se puso ayer al frente de los dirigentes del partido que exigen a Pedro Sánchez que “se retire con dignidad” de la primera línea política.

La decisión del exsecretario general de renunciar a su escaño y postularse de nuevo para dirigir el partido en un congreso que no está convocado, junto a su defensa anteayer en La Sexta de que los socialistas tienen que mirar “de tú a tú” a Podemos y negociar con los independentistas, han radicalizado las posiciones de sus críticos. Lambán apeló además a Sánchez “para que no se insulte a sí mismo con entrevistas como la de ayer”, por el domingo.

El mandatario aragonés pidió además a los 15 diputados del PSOE que rompieron la disciplina de grupo y votaron no el sábado a la investidura de Rajoy que sigan los pasos de aquel y entreguen también el acta parlamentaria.

El PSOE andaluz, al que Sánchez acusó en la entrevista de haberse convertido en un elemento “desestabilizador”, también se mostró duro en su réplica. Antonio Pradas, coordinador de los diputados andaluces en el Congreso y hombre de confianza de la presidenta de la Junta, Susana Díaz, recordó que la gestora tiene como mandato “normalizar la situación” antes del congreso y que eso “lleva su tiempo”.

Respecto a las críticas de Sánchez al papel desempeñado por la mandataria, Pradas conminó al exsecretario general a que explique sus declaraciones al respecto, tras lo que subrayó: “Yo, desde luego, he visto a la presidenta volcada en Andalucía”. Pradas insistió en “la lealtad” del PSOE andaluz, una federación que siempre ha sido “un elemento vertebrador dentro del partido”.

El dirigente andaluz, quien eludió pronunciarse sobre si Díaz debe presentarse a las primarias, una decisión que “le corresponde a ella”, afirmó que, como miembro que fue de la ejecutiva federal, no se ve reflejado en las presiones que Sánchez dijo haber sufrido para que no llegase a un acuerdo con Podemos. “Yo, desde luego, no me siento identificado con esas presiones y nunca las he sentido personalmente”, defendió Pradas.

El diputado madrileño Rafael Simancas, que llamó a su grupo a “optimizar” su posición en el Congreso para sacar adelante medidas que favorezcan a los ciudadanos, replicó a Sánchez que Podemos es un partido populista.

En parecido sentido se pronunció el expresidente de Castilla-La Mancha, José María Barreda: “Una cosa es reconocer a Podemos y otra la fascinación hacia ellos”.

El presidente valenciano, Ximo Puig, abogó por “recoser” el PSOE a partir de un “proceso profundo de discusión respecto al proyecto político”, cuya autonomía reivindicó.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >