Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PNV pide votos el 20-D que resistan “la riada centralista del Estado”

Andoni Ortuzar critica "la nula voluntad política de abrir cauces para el reconocimiento nacional de Euskadi"

Iñigo Urkullu, Andoni Ortuzar y Aitor Esteban guardan un minuto de silencio por las víctimas de los atentados de París
Iñigo Urkullu, Andoni Ortuzar y Aitor Esteban guardan un minuto de silencio por las víctimas de los atentados de París. efe

El presidente del PNV, Andoni Ortuzar, ha pedido hoy el voto para su partido en las próximas elecciones legislativas del 20-D para "resistir la cerrazón instalada" en Madrid y formar "diques" que libren a Euskadi de "la riada del centralismo del Estado".

La vocación del PNV no es gobernar en España,pero su presencia en las Cortes Generales, ininterrumpida desde 1978, es necesaria, ha dicho el dirigente nacionalista", para "seguir defendiendo la causa del pueblo vasco". Ortuzar ha participado esta mañana en Durango (Bizkaia) junto al lehendakari, Iñigo Urkullu, en la presentación de la campaña y el eslogan electoral del PNV: Lehenik Euskadi. Euskadi es lo que importa. El acto ha comenzado con un minuto de silencio por los fallecidos y heridos en los atentados de París.

Urkullu: "El PNV es Euskadi en Madrid"

El lehendakari Urkullu ha afirmado con rotundidad que "el modelo de Estado está en crisis" en España por la "estrategia de centralización" que emplea el Gobierno central "sin respeto a las singularidades" de Euskadi. Es una maniobra, según el mandatario vasco, que pretende "debilitar el autogobierno vasco".

Ha acusado al Partido Popular y a "sus posibles aliados" de Ciudadanos de tratar de "limitar, vaciar, socavar la capacidad económica y política" del País Vasco con el cuestionamiento del Concierto Económico y el Cupo. "No es casual que se incumpla el Estatuto, que es ley", ha remarcado.

Urkullu ha asegurado que las elecciones del 20-D "son también unas elecciones vascas" porque Euskadi se juega su "futuro económico, el futuro de la paz y la convivencia, del autogobierno, el futuro político". De ahí que haya defendido que "el PNV es Euskadi en Madrid" porque defiende "la agenda vasca" en las Cortes.

El líder peneuvista ha asegurado que España no había vivido un tiempo tan "convulso" desde los años 80. "Es un momento de ebullición política, de incertidumbres y de amenazas para nuestro autogobierno. Debemos estar en alerta para que la tentación centralizadora que amenaza con inundarlo todo no llegue a Euskadi. Preparémonos para esa inundación", ha afirmado Ortuzar.

El PNV, que obtuvo cinco diputados y cuatro senadores en los anteriores comicios de 2011 y es favorito en las encuestas realizadas para ganar en Euskadi, quiere volver a Madrid "para defender lo que es nuestro", "para que no se nos imponga cómo vivir", "para que nadie nos tenga como subordinados", "para que nadie decida por nosotros". Por eso, Ortuzar ha pedido votos que "abran las cerraduras que encorsetan la libertad" y permitan a los vascos decir "alto y claro" que Euskadi "sigue en pie y quiere seguir caminando hacia su libertad".

Ortuzar ha censurado la posición que mantiene el Gobierno de Rajoy ante las aspiraciones soberanistas de Cataluña, frente a las que ha optado por "exhibir la ley, la Constitución, como un elemento de freno del ejercicio democrático". "El debate político está siendo sustituido por el mantra del cumplimiento de la ley", ha apostillado el líder vasco, crítico con quienes "utilizan la legalidad como un muro, como una jaula en la que retener la voluntad de la ciudadanía". A su juicio, "el problema es la nula voluntad política de abrir cauces para el reconocimiento nacional de Euskadi y también de Cataluña".

Más información