Cinco anarquistas detenidos por ataques a bancos y nexos terroristas

En los registros se halló material para la fabricación de artefactos explosivos, diversas cantidades de pólvora, mechas y manuales para la elaboración de bombas caseras

Tres detenidos junto a miembros de la policía.Policía nacionalundefined

Supuestamente el grupo lo componían 15 personas y la policía detuvo este miércoles a cinco —de entre 19 y  25 años—, entre los que se encuentra el presunto "cabecilla". Se llaman Straight Edge ("camino recto"), se declaran anarquistas y se definen como un “Colectivo libre de drogas, de carácter libertario, por la autoliberación, liberación animal y de la Tierra". Y su líder responde al nombre de José Manuel. Lo dice él mismo: "...el Facebook lo llevo yo, el Twitter lo llevo yo, quien llena de contenido político y de bandas soy yo, quien busca una conexión de Straight Edge y cosas que deberían hacer soy yo, o sea, Straight Edge Madrid soy yo". Y así consta en una de las conversaciones intervenidas por los agentes de la Brigada Provincial de Información de Madrid.

Más información
El juez manda a prisión a cinco de los anarquistas detenidos por terrorismo
Detenidos 15 anarquistas por poner bombas incendiarias y terrorismo
Radiografía del ‘anarcoterrorismo’

Está acusado, como sus compañeros (tres hombres y dos mujeres), de pertenencia a organización criminal con fines terroristas, después de que en los registros efectuados en sus respectivos domicilios se hallara "material para la fabricación de artefactos explosivos, diversas cantidades de pólvora, mechas, así como manuales para la elaboración de bombas caseras". También los agentes se han incautado de documentación y propaganda relativa a la banda terrorista Grupos Anarquistas Coordinados (GAC), autores, entre otras acciones, de las bombas colocadas en la Basílica de El Pilar (Zaragoza) y de La Almudena (Madrid), lo que confirma los vínculos de este grupo con algunos de los miembros de GAC detenidos el pasado día 30 de marzo en el marco de la Operación Piñata.

José Manuel, y en menor grado sus compañeros, es un chico conocido por la policía. Ha sido detenido en múltiples ocasiones, siempre por actos violentos. En las manifestaciones de "rodea el Congreso", en las trifulcas posteriores a las llamadas Marchas de la Dignidad, en concentraciones de apoyo a detenidos, en intentos de okupación... José Manuel es el principal promotor de los actos de este grupo. Fundamentalmente contra bancos. Varios de los detenidos, incluido José Manuel, están acusados de incendiar distintas sucursales bancarias. Tres de ellas en los alrededores del domicilio de su líder.

Un número de cuenta personal y "solidario"

Se da la curiosidad, según los datos que obran en poder de los investigadores, que el propio José Manuel tenía una cuenta bancaria en uno de las cajas de ahorros que él mismo supuestamente atacó a martillazos y con cócteles molotov. Fue precisamente ese número de cuenta el que facilitó y publicitó, para recaudar fondos para Straight Edge Madrid, supuestamente de manera solidaria.

El Straight Edge es un movimiento que surgió en los años 70 de la cultura hardcore punk de Estados Unidos, abogando paradójicamente por el autocontrol como único medio de ser libres. Esta filosofía de vida, que en principio se basó únicamente en el rechazo a las drogas, el tabaco y el alcohol, amplió posteriormente su rechazo incluso a la promiscuidad sexual. En algunas zonas de Sudamérica está más politizado. Algunos de los miembros detenidos este miércoles son de origen latinoamericano.

Sobre la firma

Patricia Ortega Dolz

Es reportera de EL PAÍS desde 2001, especializada en Interior (Seguridad, Sucesos y Terrorismo). Ha desarrollado su carrera en este diario en distintas secciones: Local, Nacional, Domingo, o Revista, cultivando principalmente el género del Reportaje, ahora también audiovisual. Ha vivido en Nueva York y Shanghai y es autora de "Madrid en 20 vinos".

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS