Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gallardón legitima su reforma con el pacto con el PSOE

El Congreso refrenda el nuevo CGPJ con el apoyo del 93% de los diputados

Ampliar foto
Gallardón conversa en el hemiciclo con Rubalcaba en presencia de otros diputados.

El ministro de Justicia, Alberto Ruiz Gallardón, considera legitimada su reforma radical del Consejo General del Poder Judicial tras el acuerdo de renovación con el PSOE, al que se sumaron Izquierda Unida, CiU y PNV.

El propio Gallardón se jactó este martes de ese amplio consenso político alcanzado para conformar un nuevo Consejo que, sin embargo, perderá funciones y que tendrá a todos sus integrantes, salvo a seis, sin dedicación exclusiva. El acuerdo, ratificado este martes en el pleno del Congreso y el miércoles en el Senado, legitima esa reforma porque fue aprobada en las Cámaras solo con el voto del PP, el rechazo de los operadores jurídicos y el recurso del mismo PSOE al Tribunal Constitucional por entender que vulnera la carta magna.

Gallardón también da por legitimado con el acuerdo el giro que ha dado en la posición del PP con respecto al sistema de elección. Los populares siempre han defendido la elección corporativa de una parte del Consejo y el propio ministro, en su primera comparecencia en el Congreso, el 25 de enero de 2012, aseguró que el actual sistema de designación parlamentaria era inconstitucional.

UPyD llevará al Constitucional la renovación del Consejo

“No es eso lo que quiso el legislador constituyente. No es eso lo que nos manda nuestra Constitución, y es un error que estamos obligados a corregir y tenemos que empezar, lo digo con rotundidad y desde el principio para acabar con esa politización y con esa percepción de politización que tienen los españoles, con la modificación del sistema de elección de los vocales. Tenemos que ir al espíritu de la Constitución”, dijo entonces Gallardón.

Este martes, 22 meses después, defendió la elección parlamentaria para asegurar que se “ha creado un sistema que por primera vez en España tiene una doble legitimidad”: la de los avales que presentan los candidatos de la carrera judicial y el de “quien ostenta la soberanía, representado por los diputados democráticamente elegidos”.

No obstante, Gobierno y PSOE no han tenido en cuenta el número de avales presentados por los candidatos, no será vocal la que más presentó y sí lo será la que menos apoyos aportó en las Cortes. Y la mayoritaria APM (Asociación Profesional de la Magistratura) queda infravalorada, mientras que Jueces para la Democracia será la más representada.

En todo caso, ahora Gallardón ha logrado que su partido cambie radicalmente de posición y un amplio consenso que legitima el giro y le supone un claro éxito político.

El ministro elogió la “fortaleza institucional formidable” del nuevo Consejo, “con un acuerdo amplio, el 93% de los diputados”.

El único partido con grupo parlamentario propio que ha quedado fuera del acuerdo es UPyD. Su portavoz, Rosa Díez, calificó de “tropelía” y “atraco” el acuerdo y anunció su intención de acudir en amparo al Tribunal Constitucional contra la Mesa por someter a votación la lista pactada. Además, pedirán a la Defensora del Pueblo que presente recurso de inconstitucionalidad por entender que vulnera la Constitución, como sostuvo Gallardón en 2012.

AMPLÍA EL GRÁFICO
La nueva composición del CGPJ.

La dirección del PSOE explica que el acuerdo para la renovación es independiente del recurso ante el Constitucional contra la reforma del Consejo. Añaden que no podían quedar fuera de la institución, dado que la nueva ley permite que el PP solo con sus votos renueve la mitad en el Senado.

El Congreso eligió sin sobresaltos a los 10 vocales que le corresponden y el Senado hará lo mismo hoy.

La toma de posesión, que será el primer acto oficial del Rey tras su operación, se producirá la próxima semana. En su primera reunión votarán al presidente que proponga Mariano Rajoy y Alfredo Pérez Rubalcaba, aunque legalmente el nombramiento corresponda en exclusiva a los 20 vocales ahora elegidos.

Malestar del Consejo Fiscal por la exclusión de la institución

La renovación deja una nueva herida en la posición del fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, porque el Gobierno y el PSOE le han ninguneado y, por primera vez, no habrá ningún miembro de la carrera fiscal en el nuevo Consejo.

De hecho, el Consejo Fiscal aprobó este martes un comunicado en el que expresa su “profundo malestar y estupor” ante el hecho “sin precedentes” de haber quedado fuera del Poder Judicial. Torres Dulce trasladará este malestar al ministro y a los presidentes del Congreso y el Senado.