_
_
_
_

La huelga de abogados bloquea en Madrid causas de violencia machista

Un juzgado de Torrejón pide explicaciones al turno de oficio del Colegio de Alcalá de Henares por negarse a asignar letrados a agresores denunciados

La larga batalla que mantienen los abogados del turno de oficio de Madrid con el Gobierno de Esperanza Aguirre por el impago de sus honorarios se ha endurecido en agosto. Y ya está socavando la lucha contra la violencia de género al impedir que algunos juzgados puedan adoptar medidas de alejamiento contra agresores ante la negativa del Colegio de Abogados de Alcalá de Henares a nombrar abogados de oficio para los denunciados. La alarma se ha desatado en los juzgados de violencia machista de cuatro grandes poblaciones del cinturón de Madrid como Alcalá de Henares, Torrejón de Ardoz, Arganda del Rey y Coslada, que desde el pasado lunes se han visto forzados a bloquear o ralentizar la tramitación de causas de este tipo.

La situación ha llegado al extremo de que el Juzgado de Violencia de Torrejón de Ardoz (más de 100.0000 habitantes) remitió el miércoles un oficio muy duro al Colegio de Alcalá pidiéndole explicaciones de por qué está obviando sus peticiones para que designe abogados de oficio a hombres denunciados por sus esposas, según explican fuentes de la fiscalía de esa zona.

En estos cuatro juzgados —que solo en lo que va de año han recibido del orden de 1.600 denuncias de mujeres maltratadas y han dictado algún tipo de medida cautelar en un 70% de los casos— empieza a cundir la indignación: “No se puede imponer una orden de alejamiento sin interrogar antes al denunciado, y no podemos interrogar al denunciado si no viene asistido de abogado”, describen las citadas fuentes, que zajan: “Y la práctica indica que al 90% de los denunciados hay que ponerles abogado de oficio porque son personas sin recursos”.

La guerra entre los abogados del turno de oficio de toda la región, incluida la capital, y la Consejería de Justicia del Gobierno de Aguirre no es nueva. Se desató en mayo pasado, cuando representantes de los dos colegios existentes en la región, el de Madrid y el de Alcalá, acordaron que sólo asignarían abogados a las causas graves y urgentes; es decir, a las de violencia de género y a aquellas otras en la que hay detenidos. El motivo de las protestas es que la Consejería les adeuda las asistencias prestadas desde enero de este año, dos trimestres. Los abogados sostienen que la deuda ronda los 20 millones, mientras que Justicia la rebaja a unos diez.

Nada más comenzar agosto la protesta de los abogados se ha recrudecido desde el pasado lunes a juzgar por lo que está sucediendo en estas grandes poblaciones. Y ya sí está afectando incluso a la violencia de género. Se sigue prestando asistencia a las víctimas y a sus agresores, pero solo si están detenidos. Pero no a aquellos otros que figuran como denunciados por su parejas.

Incrédulos, desde algunos juzgados se enviaron comunicaciones al departamento del turno de oficio de Alcalá de Henares pidiéndole abogados para agresores que estaban pendientes de interrogatorio. Inicialmente, se atendieron las peticiones y se designaron letrado, pero horas después, el Colegio se desdijo. Y avisó verbalmente a los juzgados de que sólo se prestaría asistencia a las víctimas de violencia y a detenidos, pero no a los denunciados no detenidos. Algunos juzgados se vieron forzados a bloquear el desarrollo de causas que tenían fijadas para ese día y sucesivos. Las gestiones de algunos juzgados para contactar con el responsable del servicio fueron infructuosas. Este periódico también ha intentado contactar con el Colegio una veintena de veces, sin éxito. Nadie coge el teléfono.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Todo esto motivó que el Juzgado de Violencia de Torrejón, al ver que se podían acumular casos de gran sensibilidad, remitió el miércoles un contundetente escrito al turno de oficio de Alcalá. En él se pide al Colegio que explique “los motivos y causas” por las que rechaza designar abogados y le advierte de que, de no obtener una respuesta satisfactoria, entenderá que el silencio significa que reconsidera su postura. Según los citados medios, el juzgado seguía ayer sin respuesta del Colegio.

El problema del turno de oficio con el Gobierno de Aguirre no afecta solo a estas poblaciones, se extiende a toda la región. De momento, el Colegio de Abogados de Madrid, con 4.500 abogados inscritos en el turno de oficio, sí está atendiendo lo relacionado con la violencia de género y las causas graves o con detenidos, pero no otras muchas en las que los implicados requieren abogado de oficio. Por ejemplo, los asuntos relacionadas con la seguridad vial. Muchas de estas causas son susceptibles de ser enjuiciadas a través de juicios rápidos. No hay cifras oficiales, pero la decisión de no asignar abogados a los conductores ebrios no detenidos también está entorpeciendo, cuando no demorando, gran cantidad de vistas.

Un portavoz de la Consejería de Justicia de Madrid afirmó el miércoles que no tiene constancia de quejas de usuarios ni de juzgados en este aspecto y recuerdó que el pacto de los abogados con la Consejería fue que la huelga no afectase a la violencia de género.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_