El Senado de EE UU insta a Biden a oponerse a la reforma eléctrica de México

El Comité de Relaciones Exteriores pide en una carta enviada al Departamento de Estado y el de Energía que la Casa Blanca se pronuncie contra el plan de México para excluir del sector a empresas privadas

El senador estadounidense Robert Menéndez, quien firmó la carta sobre la reforma eléctrica en México, fotografiado en una audiencia el 30 de julio de 2020.
El senador estadounidense Robert Menéndez, quien firmó la carta sobre la reforma eléctrica en México, fotografiado en una audiencia el 30 de julio de 2020.POOL (Reuters)

El Comité de Relaciones Exteriores del Senado de los Estados Unidos envió el martes una carta a la Casa Blanca pidiendo que la Administración “actúe con fuerza” en contra de los planes que tiene el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, por favorecer a las empresas energéticas del Estado y excluir del sector a privados que apuestan por las fuentes renovables. Este mes, el Congreso en México retomará la discusión en torno a una controvertida reforma eléctrica que le otorga el 54% del mercado eléctrico a la estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE).

“Informes públicos indican que el presidente López Obrador interpreta el relativo silencio público de la Administración Biden sobre este tema como indiferencia o aprobación tácita de la decisión de su Gobierno de priorizar el desarrollo de combustibles fósiles sobre las energías renovables”, aseguran en la carta cuatro legisladores del partido demócrata, del presidente Joe Biden. El escrito está dirigido a Anthony Blinken, secretario de Estado, y a Jennifer Granholm, secretaria de Energía, quien visita México esta semana, según informó el mandatario mexicano el lunes.

En noviembre, cuando el presidente envió al Congreso su propuesta para concentrar el mercado energético en las empresas estatales, el embajador de EE UU en México, Ken Salazar, expresó “serias preocupaciones”. “Agradecemos la expresión pública de preocupación y compromiso del embajador Salazar sobre este tema e instamos a la Administración Biden a expresar con más fuerza sus preocupaciones sobre la agenda perjudicial de combustibles fósiles del presidente López Obrador”, afirman los senadores en la carta. “Los alentamos encarecidamente a ambos a que hagan de este tema un tema prioritario de discusión durante este importante año para la acción climática, y en especial instamos a la secretaria de Energía Granholm a plantear este asunto con sus homólogos del Gobierno mexicano durante su visita a México”, agregan.

Los legisladores estadounidenses apuntan, además, que el compromiso presentado por México, como parte de los Acuerdos de París por reducir las emisiones de carbono, son “lamentablemente pobres”. Al mismo tiempo, argumentan, sus intenciones de limitar la inversión privada en el sector energético afecta de manera negativa a 44.000 millones de dólares en inversiones privadas, y contraviene el tratado de libre comercio con EE UU y Canadá, conocido en México como el T-MEC. México abrió recientemente una controversia contra EE UU en el marco de ese acuerdo, argumentando que el país está violando las reglas de importación y exportación de autos y auto partes.

Ésta es la última de varias cartas que legisladores y asociaciones de trabajadores y de comercio envían al Gobierno estadounidense, pidiendo se defiendan las inversiones de ese país en México. El lunes, en conferencia de prensa, el mandatario mexicano dijo que la visita de la secretaria Granholm esta semana será “sobre todo [para] informar sobre el porqué de la reforma eléctrica, si hace falta y si ella quiere conocer mi opinión, se la voy a dar con mucho gusto”.

A finales del año pasado, legisladores del partido del presidente, Morena, pospusieron la discusión de la reforma eléctrica por falta de apoyo y la retomarán en los próximos días. La iniciativa incluye la cancelación de todos los contratos vigentes y la renegociación de los términos por parte de CFE. Además, elimina a los reguladores autónomos del mercado y clasifica el litio, mineral clave en tecnologías eléctricas que reemplazarían a los combustibles fósiles por ser menos contaminantes, como “estratégicos”, poniéndolo bajo el control del Gobierno.

“Quizás más perjudicial para las prioridades de la Administración Biden, esta legislación prohibiría las concesiones para extraer minerales estratégicos como el litio y el cobre”, dice la carta. “Esta política contradiría la prohibición de nuevas restricciones de inversión del T-MEC y exacerbaría las preocupaciones de seguridad nacional relacionadas con la escasez crítica de minerales”, apuntaron los legisladores.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Isabella Cota

Es corresponsal económica para América Latina. Como periodista de investigación trabajó con Quinto Elemento Lab, NHK, BusinessWeek y OpenDemocracy, entre otros. También fue staff de Bloomberg News y Reuters en Centroamérica y Reino Unido. Es licenciada en Comunicación y Máster en Periodismo de Negocios y Finanzas por City University London.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS