Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Inundaciones en Brasil

  • Son ya 470 muertos los que el Instituto Forense ha identificado y más de 500 víctimas que se han cobrado las lluvias en la zona montañosa del Estado de Rio en sus principales ciudades - Teresópolis, Petrópolis y Nova Friburgo. En la imagen, unos ciudadanos de la zona y miembros de los equipos de ayuda se afanan en enterrar a las victimas.
    1Son ya 470 muertos los que el Instituto Forense ha identificado y más de 500 víctimas que se han cobrado las lluvias en la zona montañosa del Estado de Rio en sus principales ciudades - Teresópolis, Petrópolis y Nova Friburgo. En la imagen, unos ciudadanos de la zona y miembros de los equipos de ayuda se afanan en enterrar a las victimas. AP
  • Desde el pasado martes el Estado de Rio sufre las consecuencias de las fuertes lluvias. Los habitantes de la región de Rio tienen que improvisar como poder moverse. En la imagen, un adolescente se desplaza en una barca improvisada hecha de tablas en una de las ciudades de la zona montañosa.
    2Desde el pasado martes el Estado de Rio sufre las consecuencias de las fuertes lluvias. Los habitantes de la región de Rio tienen que improvisar como poder moverse. En la imagen, un adolescente se desplaza en una barca improvisada hecha de tablas en una de las ciudades de la zona montañosa. AP
  • La presidenta brasileña, Dilma Rousseff sobrevoló y l visitó el jueves la zona afectada. El Gobierno brasileño ha puesto a disposición de los municipios más perjudicados una partida de 780 millones de reales (casi 350 millones de euros) para ayudar en la reconstrucción de la zona.
    3La presidenta brasileña, Dilma Rousseff sobrevoló y l visitó el jueves la zona afectada. El Gobierno brasileño ha puesto a disposición de los municipios más perjudicados una partida de 780 millones de reales (casi 350 millones de euros) para ayudar en la reconstrucción de la zona. AP
  • Más de 1.000 hombres trabajan en las tres ciudades con un aspecto desolador, muy parecido a la devastación de un terremoto, con barrios enteros caídos al suelo y convertidos en lagos de agua y fango. En la imagen, los trabajadores rescatan uno de los cadáveres que permanecía en una de las zonas arrasadas.
    4Más de 1.000 hombres trabajan en las tres ciudades con un aspecto desolador, muy parecido a la devastación de un terremoto, con barrios enteros caídos al suelo y convertidos en lagos de agua y fango. En la imagen, los trabajadores rescatan uno de los cadáveres que permanecía en una de las zonas arrasadas. AP
  • "Lo que ha pasado aquí es absurdo, esto parece Vietman", relataba a Reuters el dueño de un gimnasio en la ciudad de Teresopolis Albertino Lazaro, de 54 años, que ha dejado las instalaciones para que familias puedan refugiarse de sus casas derruidas. En la imagen, una iglesia queda inundada y atrapada en mitad de las riadas provocadas por las lluvias torrenciales.
    5"Lo que ha pasado aquí es absurdo, esto parece Vietman", relataba a Reuters el dueño de un gimnasio en la ciudad de Teresopolis Albertino Lazaro, de 54 años, que ha dejado las instalaciones para que familias puedan refugiarse de sus casas derruidas. En la imagen, una iglesia queda inundada y atrapada en mitad de las riadas provocadas por las lluvias torrenciales. AP
  • Más de 5.000 familias que han perdido sus hogares en la Región Serrana: 2.500 en Teresópolis y 3.000 repartidos por igual entre Petrópolis y Teresópolis, , según datos del Gobierno y recoge el rotativo 'O Globo'. En la imagen, una vista general de un polideportivo donde la gente permanece recluida hasta que puedan volver a sus casas.
    6Más de 5.000 familias que han perdido sus hogares en la Región Serrana: 2.500 en Teresópolis y 3.000 repartidos por igual entre Petrópolis y Teresópolis, , según datos del Gobierno y recoge el rotativo 'O Globo'. En la imagen, una vista general de un polideportivo donde la gente permanece recluida hasta que puedan volver a sus casas. AP
  • Las ciudades brasileñas no están preparadas para el momento actual y menos para el futuro que anuncian los climatólogos, según aseguran los expertos economistas brasileños. En la imagen, un entierro de un niño de nueve años, una de las últimas víctima de las inundaciones en el Estado de Rio.
    7Las ciudades brasileñas no están preparadas para el momento actual y menos para el futuro que anuncian los climatólogos, según aseguran los expertos economistas brasileños. En la imagen, un entierro de un niño de nueve años, una de las últimas víctima de las inundaciones en el Estado de Rio.