Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El líder golpista declara el estado de emergencia en Fiyi

El nuevo primer ministro, elegido ayer por los golpistas, tiene previsto jurar hoy su cargo

El líder golpista que ayer depuso el Gobierno de Fiyi, comandante Frank Bainimarama, ha declarado el estado de emergencia en el pequeño país del Pacífico Sur, según ha informado la radio local. En un comunicado difundido por el propio Bainimarama, el militar ha informado de que el país será regido por un consejo militar, y que todos los Ministerios seguirán funcionando bajo la dirección de sus jefes ejecutivos, según el medio electrónico Fijilive. El Gobierno militar transitorio "llevará el país hacia el buen Gobierno, nos liberará de la corrupción y las malas prácticas, y al mismo tiempo promoverá el bienestar de Fiyi y su gente", agrega el comunicado.

La declaración anuncia también que se establecerán controles militares en posiciones estratégicas de Suva -la capital- y podrán dictarse toques de queda en cualquier momento. Bainimarama ha explicado que ha desplegado 300 soldados reservistas en la capital.

Las declaraciones de Bainimarama se produjeron después de que las tropas rodearan el Parlamento y obligaran al Senado a cancelar su sesión. Los soldados han detenido a varios funcionarios del gobierno, entre ellos al portavoz del parlamento, Pita Nacuva, el director ejecutivo de la oficina del primer ministro, Jioji Kotobalavu, y el presidente de la Comisión de Funcionariado, Stuart Huggett. El comisario de la policía en funciones, Moses Driver, que aseguró ayer que no apoyaría a los militares en su asonada, también ha sido detenido por los soldados en el cuartel de la unidad de respuesta policial, en Suva.

Las detenciones siguieron a la publicación de una declaración, firmada por varios jueces del país, en la que manifiestan su lealtad a la Constitución.

El primer ministro depuesto por el golpe, Laisenia Qarase, ha sido evacuado junto a su esposa Leba por un helicóptero del ejército a su pueblo de Mavana, en una remota isla del grupo de Lau, en el nordeste de Fiyi.

El nuevo primer ministro fiyiano, Jona Senilagakali, elegido ayer por los golpistas, tiene previsto jurar hoy su cargo junto a un consejo militar transitorio.