_
_
_
_

La primera dana del otoño dejará abundantes lluvias y los termómetros por debajo de 30°

Las lluvias más copiosas se esperan el sábado en la mitad oriental y el domingo, en el cuadrante sureste y el centro peninsular

DANA España
Dos personas caminan bajo la lluvia, este sábado en Madrid.Carlos Luján (Europa Press)
Victoria Torres Benayas

El otoño meteorológico se estrena este viernes con fuerza en España ―el astronómico no llegará hasta el 23 de septiembre a las 8.50 hora peninsular―. Aunque en gran parte del país, salvo el extremo noroeste, los cielos estén pocos nubosos y nada parezca presagiarlo, en la atmósfera se está fraguando un importante cambio de tiempo, con un fin de semana fresco y de paraguas en prácticamente todo el territorio salvo en Canarias que, como casi siempre, queda al margen de la situación. Las lluvias serán persistentes y generalizadas y, en algunos casos, localmente fuertes o muy fuertes, incluso de intensidad torrencial, y acompañadas de tormentas. De aquí al lunes pueden llegar a caer 100 litros por metro cuadrado o incluso más, sobre todo en la mitad oriental. De la mano de las nubes y de la lluvia, las temperaturas se desplomarán, con unos valores que estarán por debajo de lo habitual para estas fechas: no se llegará ni a 30°.

La Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), que ya lleva varios días alertando de este primer temporal del otoño, ha elevado este viernes el rango de nota informativa a aviso especial, que se emite cuando los fenómenos son serios debido a su intensidad, a su duración o a su ocurrencia en épocas muy marcadas, como es en este caso la operación retorno de agosto en las carreteras, que comenzó el jueves y que acabará en la medianoche del domingo 3 de septiembre.

A partir de este viernes, detalla el comunicado de la Aemet, se espera la llegada de una vaguada ―una lengua de aire frío en las capas altas de la troposfera― atlántica que el sábado se aislará de la circulación general para formar una depresión aislada en niveles altos (dana) —un embolsamiento de aire en capas altas de la atmósfera—. Esta dana, un fenómeno especialmente difícil de predecir porque un ligero cambio en su posición puede hacer cambiar la intensidad y la distribución de las lluvias, estará centrada primero en el oeste y luego en el suroeste peninsular, pero no es allí donde la situación será más adversa, ya que, como explica el meteorólogo de Aemet Juan Jesús González Alemán, “las tormentas más peligrosas asociadas” se producen “en la delantera de la dana”, es decir, al este. Calificada de “temprana y problemática” por el meteorólogo Ángel Rivera en su blog, la dana será muy beneficiosa para reducir la sequía meteorológica, pero puede producir “inundaciones, riadas o incluso daños por granizo”.

Para empezar, este viernes será “un día de transición”, en el que un frente frío entrará por Galicia y dejará precipitaciones en el noroeste peninsular, que pueden ser localmente fuertes en el noroeste de Galicia. Durante la tarde y noche, se producirán chubascos y tormentas, que pueden ser fuertes, en zonas del alto Ebro, Pirineos y los aledaños de los sistemas Central e Ibérico. En el mapa de avisos, Aragón y Navarra se encuentran en naranja, el segundo nivel de una escala de tres, y Galicia en amarillo, el nivel más bajo.

El sábado, ya con la dana a pleno rendimiento sobre el oeste peninsular, se notará especialmente la caída de las temperaturas, que puede ser de 10° y hasta de 12° en algunas zonas, y habrá chubascos, acompañados de tormentas, localmente fuertes o muy fuertes, que se extenderán desde la madrugada a prácticamente toda la Península, Baleares y Melilla. La Aemet precisa que en el oeste de Galicia y en el noreste de Baleares es donde “menos probables e intensas” serán las precipitaciones.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
SIGUE LEYENDO

Sin embargo, en la mitad oriental “podrían ser más intensas y persistentes, sobre todo en puntos del Cantábrico oriental, alto Ebro, Comunidad Valenciana, Cataluña, este de Castilla y León e Ibiza”, donde caerán las acumulaciones de agua más importantes. Es más, se podrían alcanzar o superar entre los 30 y los 60 litros por metro cuadrado en una hora en algunas zonas, sobre todo del área mediterránea. Cuando caen más de 60 litros, la lluvia se considera torrencial. Hasta 16 comunidades más Melilla estarán bajo alerta, que será naranja en Baleares, Castilla y León, Cataluña, Navarra, País Vasco, La Rioja y Comunidad Valenciana, y amarilla en Andalucía, Aragón, Asturias, Cantabria, Castilla-La Mancha, Extremadura, Galicia, Madrid, Murcia y Melilla.

El domingo, Meteorología considera probable que el centro de la dana se mueva al suroeste y que “se establezca un flujo húmedo e intenso de levante”, lo que echará gasolina a la situación en forma de humedad del mar y hará que llueva en abundancia. De nuevo, los chubascos y tormentas afectarán a gran parte de la Península, con menor probabilidad en Cataluña y otras zonas del nordeste peninsular. El cuadrante sureste y el centro peninsular concentrarán la mayor probabilidad e intensidad de las lluvias, donde serán fuertes o muy fuertes y, además, persistentes.

En cuanto a las temperaturas, es posible que no se llegue ni a 30° en ningún punto del país. Las más altas se producirán en puntos del Mediterráneo y del nordeste, pero en el resto las máximas rondarán los 25° o incluso los 20°. Para completar el cuadro otoñal, se prevén rachas muy fuertes de viento en la mitad oriental y durante el domingo y el lunes habrá mal estado de la mar en el Mediterráneo. Las comunidades bajo alerta se reducirán a 10, con naranja solo en Baleares. El aviso será amarillo en Andalucía, Aragón, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña, Madrid, Murcia, La Rioja, Comunidad Valenciana y Melilla.

El lunes aumenta la incertidumbre en el pronóstico y, a día de hoy, la Aemet prevé que lo más probable es que el centro de la dana se aleje al oeste por el Atlántico, por lo que se reducirán las precipitaciones en el este peninsular y en Baleares, pero es “probable que continúe el ambiente inestable, con chubascos y tormentas, en la mitad occidental y zona centro, donde pueden ser localmente fuertes o persistentes, sobre todo en la primera mitad del día”.

Además, aún pueden registrarse rachas de viento fuerte en el este peninsular y en Baleares. Lo que sí habrá es “una clara tendencia a la recuperación de las temperaturas”, con una vuelta a los valores normales para primeros de septiembre. Ya el martes, el primer temporal del otoño habrá amainado, pero conviene estar atentos a las actualizaciones del aviso a lo largo de estos días, ya que estas previsiones pueden cambiar.



Tu suscripción se está usando en otro dispositivo

¿Quieres añadir otro usuario a tu suscripción?

Si continúas leyendo en este dispositivo, no se podrá leer en el otro.

¿Por qué estás viendo esto?

Flecha

Tu suscripción se está usando en otro dispositivo y solo puedes acceder a EL PAÍS desde un dispositivo a la vez.

Si quieres compartir tu cuenta, cambia tu suscripción a la modalidad Premium, así podrás añadir otro usuario. Cada uno accederá con su propia cuenta de email, lo que os permitirá personalizar vuestra experiencia en EL PAÍS.

En el caso de no saber quién está usando tu cuenta, te recomendamos cambiar tu contraseña aquí.

Si decides continuar compartiendo tu cuenta, este mensaje se mostrará en tu dispositivo y en el de la otra persona que está usando tu cuenta de forma indefinida, afectando a tu experiencia de lectura. Puedes consultar aquí los términos y condiciones de la suscripción digital.

Sobre la firma

Victoria Torres Benayas
Redactora de la sección de Madrid, también cubre la información meteorológica. Licenciada en Periodismo por la Universidad de Navarra, cursó el máster Relaciones Internacionales y los países del Sur en la UCM. En EL PAÍS desde el año 2000, donde ha pasado por portada web, última hora y redes, además de ser profesora de su escuela entre 2007 y 2014.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_