La Policía Nacional investiga la muerte de un senderista de 21 años por arma de fuego en Málaga

Su familia había denunciado su desaparición este lunes y su cuerpo ha sido encontrado en un paraje natural con una herida de bala en la cabeza

Comisaría provincial de la Policía Nacional de Málaga.
Comisaría provincial de la Policía Nacional de Málaga.POLICÍA NACIONAL DE MÁLAGA (Europa Press)

La Policía Nacional investiga la muerte de un joven de 21 años en Málaga, cuyo cadáver ha sido encontrado esta mañana en el entorno del puerto de Las Pedrizas, a unos 35 kilómetros de la capital malagueña, con una herida en la cabeza por arma de fuego. Su familia había denunciado su desaparición este lunes después de que el hombre se hubiera desplazado hasta la zona para practicar senderismo y no volvió a casa.

Los agentes empezaron la investigación despues de que los familiares del fallecido denunciaran la desaparición el lunes por la tarde. Horas después, los propios allegados al joven encontraron su automóvil en un paraje natural aislado junto al cauce del río Guadalmedina, el puerto de Las Pedrizas y la autopista A7. Esta mañana, miembros de la Policía Nacional han peinado la misma zona, donde han encontrado el cadáver, que tenía signos de violencia y una gran herida en la cabeza compatible con el disparo de un arma de fuego. Según el diario Sur, las primeras hipótesis apuntan a que está causada por una escopeta de caza.

Tras encontrar el cuerpo, se han desplazado hasta el paraje diversas unidades policiales. Entre ellas, varias patrullas de la Policía Científica y la Policía Judicial, que han inspeccionado el entorno en busca de pruebas. Más tarde se ha procedido al levantamiento del cadáver, que será trasladado al Instituto de Medicina Legal para proceder a su autopsia y tratar de averiguar detalles que ayuden a esclarecer lo ocurrido. Se ha hecho cargo del caso el Grupo de Homicidios de la Comisaría Provincial de Málaga.

La pasada primavera, a pocos kilómetros de donde ha sido encontrado el cuerpo de este joven, un vecino de Villanueva del Trabuco encontró el cadáver mutilado de un hombre. Se encontraba junto a la carretera y entre unos matorrales, desnudo, sin cabeza, manos ni genitales. La Guardia Civil abrió entonces una investigación para aclarar los hechos. La principal hipótesis apuntaba a un ajuste de cuentas y que el lugar donde fue hallado el cuerpo era casual.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS