Hallada muerta la exprincesa de Qatar Kasia Gallanio en su casa de Marbella

La fallecida, exmujer de un tío del emir catarí, fue encontrada en la vivienda tras el aviso desde París de una de sus hijas

Kasia Gallanio, en una imagen de archivo.
Kasia Gallanio, en una imagen de archivo.
Agencias
Marbella -

Kasia Gallanio, de 45 años, exmujer de Abdelaziz bin Khalifa Al-Thani, tío del emir de Qatar, fue hallada muerta el domingo pasado en su casa de Marbella, después de que una de sus tres hijas, menor de edad, alertara desde París a la policía española de que llevaba días sin poder contactar con su madre, según ha adelantado el diario francés Le Parisien y han confirmado fuentes policiales. Los primeros datos apuntan a que la mujer falleció por una sobredosis de medicamentos, aunque aún no se conocen los detalles de la autopsia. La excompañera de Abdelaziz bin Khalifa Al-Thani mantenía con este una dura batalla legal por la custodia de las hijas del matrimonio, “en un contexto de acusaciones de tocamientos sexuales incestuosos”, según Le Parisien, que apunta que la justicia francesa había desestimado recientemente sus solicitudes a la espera de una prueba pericial psicológica.

Fuentes policiales han confirmado que el portero de la finca del complejo de apartamentos Playas del Duque, de Puerto Banús, franqueó el paso a la vivienda a varios agentes, a las ocho de la mañana del domingo pasado, tras la alerta reiterada de una de las hijas de que su madre no atendía las llamadas. La hija, menor de edad y residente en Francia, había intentado contactar con ella sin éxito en los últimos días, según las mismas fuentes. Cuando llegaron los agentes, encontraron a la mujer muerta en la cama sin signos de violencia. A falta de la autopsia, una de las hipótesis que barajan los investigadores es que la muerte pudo producirse tras el consumo de alguna sustancia, como ha adelantado el citado diario francés.

Fachada de la urbanización Playas del Duque, en Puerto Banús, Marbella (Málaga), donde fue hallada muerta Kasia Gallanio.
Fachada de la urbanización Playas del Duque, en Puerto Banús, Marbella (Málaga), donde fue hallada muerta Kasia Gallanio.Carlos Diaz Martin (EFE)

La separación de Gallanio, con doble nacionalidad estadounidense y polaca, del jeque Al-Thani provocó una sonada batalla legal por la custodia de sus tres hijas menores en 2012, en un caso que se ha ido prolongando sin resolución. El pasado 19 de mayo, el tribunal judicial de París desestimó las demandas de la mujer, que en noviembre había pasado varios meses hospitalizada y que, según el diario francés, era propensa a las crisis nerviosas y a las curas de desintoxicación. Esto llevó a un juez a aplazar el caso hasta obtener una evaluación psicológica de la mujer para comprender mejor la situación familiar.

Según Le Parisien, una de las hijas de la pareja denunció a mediados de abril haber sido víctima de agresiones sexuales por parte de su padre cuando tenía entre 9 y 15 años, unas acusaciones que el entorno del jeque catarí desmiente, pero que han llevado a la Fiscalía de París a abrir una investigación por agresión sexual agravada, a cargo de la brigada de policía de protección de menores. “Mi clienta se vio devastada por esta decisión. Creo que, sobre todo, ha muerto de pena”, asegura en el diario parisino su abogada, Sabrina Boesch, que se encuentra en España con las dos hijas mayores de la mujer, de 17 años, que tuvieron que identificar a su madre este lunes.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

El padre, de 73 años, no les dirige la palabra y solo les cubre los gastos de “hoteles modestos o alojamientos de corta duración”, mientras que la menor de las hermanas, de 15 años, vive en su casa, un palacio de 5.000 metros cuadrados en la avenida Montaigne de París, “aislada del mundo y en situación de abandono escolar”, según el diario.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS