Narcotráfico

El rey del hachís en el Estrecho sale de prisión tras reunir por ‘crowdfunding’ su fianza de 200.000 euros

La Fiscalía descarta recurrir la excarcelación del narco Isco Tejón, que ha sido recibida con resignación o indignación por policías de la zona

Francisco Tejón, a la derecha de la imagen, durante la grabación del videoclip de reguetón 'Candela'.
Francisco Tejón, a la derecha de la imagen, durante la grabación del videoclip de reguetón 'Candela'.

Ha sido una suerte de cuestación popular “caritativa”, como bromea una fuente judicial del Campo de Gibraltar. Durante tres días, una oficina bancaria de la zona ha experimentado un inusual trasiego de amigos, familiares y colaboradores del poderoso narco Isco Tejón, más conocido por su alias, El Castaña. Todos han querido ayudar al rey del hachís en el Estrecho en su tarea de reunir los 200.000 euros que necesitaba para poder salir de prisión provisional en la que está desde el verano de 2018. Este pasado martes lograron su objetivo y el mayor de los dos hermanos Tejón ha podido volver a pisar la calle la tarde de este miércoles. Está en espera de un juicio por narcotráfico que no le sentará en el banquillo hasta principios de 2022.

In English

“No vienen familiares, lo recoge el hijo. No les conviene que le hagan la fiesta aquí”, ha asegurado un agente presente en la salida del poderoso traficante de la prisión de Botafuegos (Algeciras). Pasadas las ocho de la tarde de este miércoles, Tejón ha salido camuflado tras una gorra y acompañado de dos niños, mientras esquivaba a los fotógrafos presentes en el momento, según ha explicado la misma persona. “Es igual, ya le harán fiesta en La Atunara [el barrio de La Línea del que procede el narco]. Ya habrán comprado bengalas y fuegos artificiales. Esta noche tendrán fiesta”, ha añadido con desánimo otro investigador de la zona. Policías, guardias civiles y agentes de aduanas del Campo de Gibraltar han acogido la decisión judicial con una mezcla de resignación, por lo previsible de la medida, e indignación, por sus posibles consecuencias. “Van a volver las embestidas, atropellos… Él controlará todo desde la distancia”, ha avanzado el mismo agente que prevé que habrá celebración con los suyos.

La Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Cádiz en Algeciras ha sido la encargada de autorizar a Tejón una libertad previo pago de fianza que la Fiscalía Antidroga no tiene pensado recurrir. Después de que el mayor de los Castaña se entregase en el verano de 2018 tras aparecer en un videoclip de reguetón mientras estaba huido, el sospechoso estaba “casi a punto de cumplir” el tiempo máximo posible en prisión provisional, según argumenta una fuente conocedora del caso. También ha pesado que el posible recurso lo tuviese que dirimir el mismo tribunal que ha fijado la salida con fianza y que anteriores oposiciones sobre el mismo acusado se hayan desestimado. “Es como la salida del comisario Villarejo [materializada este mismo miércoles], se cumplen los trámites legales y no cabe más. Los plazos nos han comido porque es una causa muy grande”, apunta la misma persona.

La fianza que la Audiencia Provincial le exigía a Tejón ha ido decreciendo, desde que en una revisión de su situación el año pasado quedó fijada en 600.000 euros. Tras no pagarla y pese a la oposición de la Fiscalía, la Sección Séptima ha estimado las peticiones de la defensa del narco para ir rebajando la cantidad: primero, 300.000 euros y, finalmente, 200.000 euros. Esa es la cantidad que, según apunta una fuente judicial, ha reunido con el crowdfunding de conocidos y amigos. Sin embargo, en el entorno de la Fiscalía no tienen tan claro que esa dadivosidad no sea más que una estrategia de defensa para alguien a quien los investigadores le llegaron a atribuir —junto a su hermano— una fortuna de unos 30 millones de euros.

Tejón, de hecho, ya ha aprendido la lección, después de su frustrada salida de prisión en octubre de 2018. Entonces, un juez de La Línea le dejó en libertad con una fianza de 120.000 euros que él pagó íntegramente con una transferencia desde una sociedad irlandesa. Esa forma de pago sirvió de mucho a la Fiscalía Antidroga. “Esta vez han evitado que les miren. Aquello sirvió para tener mucha chicha”, apunta la misma persona conocedora del caso. La causa que llevó a prisión a Isco se remonta a los años 2015 y 2016, cuando en el transcurso de la Operación Ronal acabaron investigados tanto él como su hermano Antonio por su supuesta organización de un alijo de hachís.

Ahora ya está “casi listo” el escrito de acusación de la Fiscalía de esa causa y, en breve, se le dará traslado a las partes. Por eso, las mismas fuentes judiciales estiman que el juicio podría llegar para los meses de enero o febrero de 2022. Además de Isco y otros miembros de su banda, en el banquillo también se sentará su hermano Antonio. El menor de los Castaña ha llegado a salir de prisión provisional hasta en dos ocasiones por errores judiciales o pagos de fianza, aunque finalmente regresó a la cárcel tras descubrirle supuestas implicaciones en otra operación, la Dismantle, efectuada en septiembre de 2020.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

iAhorro

Lo más visto en...

Top 50