Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dictadura en el Real Madrid

Soy socio del Real Madrid desde 1954 y estoy desolado por el juego del equipo, pero más por su futuro. Un presidente que todo lo decide, sin limitación de mandatos —otros clubes como el Barça la tienen— y que ha impuesto muchas restricciones para no tener competencia en las elecciones se muestra ahora implacable con los que osan sugerir una crítica —Álvaro Benito y el propio Solari son cesados o advertidos por decir obviedades. ¿No son esas las condiciones que definen una dictadura? Las dictaduras, además de merecer rechazo moral, no alumbran periodos de renovación.

Carlos Sebastián

Madrid

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >