Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Taiwán busca turistas ante la caída de visitantes chinos

El Gobierno de la isla aspira a reflotar la industria con campañas en Europa y EE UU

Turistas en el monte Elephant, en Taipei (Taiwan), con la Torre 101 al fondo.
Turistas en el monte Elephant, en Taipei (Taiwan), con la Torre 101 al fondo.

Taiwán existe y quiere que el mundo lo sepa. Es más, ahora lo necesita. Últimamente, los responsables del turismo taiwanés se han esforzado por colocar el país en el mapa de las naciones no asiáticas. En julio pasado, los autobuses de Nueva York se tatuaron idílicas imágenes publicitarias de la isla bajo el eslogan El corazón de Asia y también Londres condimentó sus calles con paisajes taiwaneses. ¿Casualidad o necesidad?

Hasta este año, el principal alimento de la industria turística taiwanesa se lo proporcionaba el país con el que está enfrentado desde hace seis décadas: China. Pero el turismo es la nueva víctima colateral de esa agónica disputa que ha puesto a los empleados del sector en pie de guerra.

En septiembre, más de 10.000 personas se manifestaron en Taiwán para protestar por la disminución de visitantes chinos. Cuatro millones de chinos (sobre 10 millones de turistas) lo eligieron como destino en 2015, pero este año no se alcanzarán los dos millones. Son los que más gastan y los que más tiempo pasan en la isla, es decir, los más cotizados.

La industria vinculada al turismo culpabiliza de la caída de visitantes a la presidenta, Tsai Ing-Wen, quien ocupa su cargo desde mayo sin reconocer el llamado consenso del 92, un pacto tácito por el que se admite que China y Taiwán son parte de una misma nación. Tras su investidura, el Gobierno chino expresó su descontento y en junio congeló sus relaciones diplomáticas con la isla.

Los turoperadores taiwaneses denuncian que este es el motivo por el que China ha recortado las cuotas de viajeros que pueden visitarles. Pekín lo niega y achaca la caída a los vaivenes del mercado. Y mientras los hoteles taiwaneses suspiran por los chinos que no llegan, el Gobierno anuncia que hay que buscar turistas en otros mercados. Si les empiezan a ofrecer viajes a Taiwán a mitad de precio ya saben por qué.

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.