Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Por qué el príncipe Jorge siempre lleva pantalones cortos?

Existe una tradición entre las clases altas y la aristocracia de vestir a los niños con 'shorts'

El príncipe Jorge con su mascota, el pasado julio en Norfolk (Reino Unido).
El príncipe Jorge con su mascota, el pasado julio en Norfolk (Reino Unido).

Hay un elemento que se repite siempre en las fotografías del príncipe Jorge y son los pantalones cortos. El joven príncipe, de 3 años, usa esta prenda en todas y cada una de las ocasiones en las que hace una aparición pública. Aunque sea invierno. Pero tiene una explicación: los shorts son una tradición entre los infantes de clase alta y la aristocracia británica. 

"Es algo muy inglés vestir a los niños con pantalones cortos", explica William Hanson, un experto en protocolo, a la edición británica de Harpers Bazaar. "Los largos son para los chicos mayores y los hombres, mientras que los cortos son uno de esos silenciosos marcadores de clase social que tenemos en Inglaterra. A pesar de que los tiempos están cambiando, los pantalones largos siguen considerándose de clase media bastante suburbana. Y nadie quiere que se le considere suburbano. La duquesa de Cambridge tampoco", continúa el experto. 

Guillermo de Inglaterra, el padre de Jorge, y su tío, Enrique, también han sido víctimas de esta tradición durante su más tierna infancia. Hasta que los consideraron suficientemente mayores como para poder ponerse ya pantalones largos. "La edad normal para el cambio de pantalón es a los 8 años", dice Hanson. 

El príncipe Jorge despidiéndose de Canadá el pasado 2 de octubre.
El príncipe Jorge despidiéndose de Canadá el pasado 2 de octubre.

Según el experto en protocolo, la tradición se remonta al siglo XVI cuando a los niños recién nacidos se les vestía con un vestido —como que se utiliza ahora para bautizar a los bebés— durante su primer y segundo año, y después se le ponía un pantalón bombacho, parecido a los cortos. En el caso del príncipe Jorge, parece que el uso de la prenda responde más a la tradición que a una cuestión de clases. 

"La costumbre moderna de las familias que eligen pantalones cortos para vestir a sus hijos se remonta a una época pasada. La aristocracia británica siempre está dispuesta a adoptar cualquier tradición, y esta también marca la diferencia con el resto de clases", señala el experto. 

Lady Diana junto a sus hijos, Enrique y Guillermo, en 1987.
Lady Diana junto a sus hijos, Enrique y Guillermo, en 1987.