Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Nazareno Negro ‘toma’ Manila

Católicos filipinos asisten a la procesión por las calles de Manila con la esperanza de presenciar un milagro y exponer sus súplicas a esta talla del Siglo XVII

  • Una creencia popular sostiene que el calor de las llamas otorgó al Cristo su característico color oscuro, aunque otra versión atribuye el peculiar tono a que el autor, un artesano mexicano, quiso imprimir a la obra su misma tonalidad de piel.
    1Una creencia popular sostiene que el calor de las llamas otorgó al Cristo su característico color oscuro, aunque otra versión atribuye el peculiar tono a que el autor, un artesano mexicano, quiso imprimir a la obra su misma tonalidad de piel. reuters
  • Las autoridades calculan que este año la asistencia a la procesión del Nazareno Negro podría superar los 9 millones de personas del año pasado. En la imagen, un devoto filipino sostiene una vela durante la procesión.
    2Las autoridades calculan que este año la asistencia a la procesión del Nazareno Negro podría superar los 9 millones de personas del año pasado. En la imagen, un devoto filipino sostiene una vela durante la procesión. EFE
  • Miles de personas se congregaba a las puertas de la iglesia de Quiapo y sus calles adyacentes para presenciar la salida de la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno.
    3Miles de personas se congregaba a las puertas de la iglesia de Quiapo y sus calles adyacentes para presenciar la salida de la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno. afp
  • Devotos tiran de una de las cuerdas del carro que lleva la imagen del Nazareno Negro.
    4Devotos tiran de una de las cuerdas del carro que lleva la imagen del Nazareno Negro. reuters
  • La peregrinación dura durante todo el día: en 2012, fueron 22 horas; en 2013, 18 horas; y en 2014 y 2015, unas 19 horas.
    5La peregrinación dura durante todo el día: en 2012, fueron 22 horas; en 2013, 18 horas; y en 2014 y 2015, unas 19 horas. afp
  • Un devoto muestra su espalda con tatuajes del Nazarenos Negro durante la procesión.
    6Un devoto muestra su espalda con tatuajes del Nazarenos Negro durante la procesión. Getty Images
  • Los feligreses se arriesgan a ser aplastados por el gentío para rozar la talla o alguna de las dos maromas que arrastran el carro.
    7Los feligreses se arriesgan a ser aplastados por el gentío para rozar la talla o alguna de las dos maromas que arrastran el carro. efe
  • La estatua del Nazareno Negro se talló en México y llegó a Manila el 31 de mayo de 1606 en un galeón procedente de Acapulco que, según la leyenda, se incendió cerca de la costa filipina.
    8La estatua del Nazareno Negro se talló en México y llegó a Manila el 31 de mayo de 1606 en un galeón procedente de Acapulco que, según la leyenda, se incendió cerca de la costa filipina. EFE
  • Sus devotos le asignan incontables milagros y destacan como muestra de su gracia que ha sobrevivido numerosos desastres naturales y guerras, como los terremotos de 1645 y 1863, los incendios que calcinaron en dos ocasiones su morada en la iglesia de Quiapo, en 1791 y 1929, y el bombardeo de Manila durante la Segunda Guerra Mundial, en 1945.
    9Sus devotos le asignan incontables milagros y destacan como muestra de su gracia que ha sobrevivido numerosos desastres naturales y guerras, como los terremotos de 1645 y 1863, los incendios que calcinaron en dos ocasiones su morada en la iglesia de Quiapo, en 1791 y 1929, y el bombardeo de Manila durante la Segunda Guerra Mundial, en 1945. afp
  • Una creencia popular sostiene que el calor de las llamas otorgó al Cristo su característico color oscuro, aunque otra versión atribuye el peculiar tono a que el autor, un artesano mexicano, quiso imprimir a la obra su misma tonalidad de piel.
    10Una creencia popular sostiene que el calor de las llamas otorgó al Cristo su característico color oscuro, aunque otra versión atribuye el peculiar tono a que el autor, un artesano mexicano, quiso imprimir a la obra su misma tonalidad de piel. ap
  • Vista de la procesión a su paso por el puente Jones de Manila.
    11Vista de la procesión a su paso por el puente Jones de Manila. efe
  • Los feligreses se arriesgan a ser aplastados por el gentío para rozar la talla o alguna de las dos maromas que arrastran el carro.
    12Los feligreses se arriesgan a ser aplastados por el gentío para rozar la talla o alguna de las dos maromas que arrastran el carro. reuters
  • Miles devotos asisten a la procesión del Nazareno Negro de Quiapo por las calles del casco antiguo de Manila con la esperanza de presenciar un milagro y exponer sus súplicas a esta talla del siglo XVII.
    13Miles devotos asisten a la procesión del Nazareno Negro de Quiapo por las calles del casco antiguo de Manila con la esperanza de presenciar un milagro y exponer sus súplicas a esta talla del siglo XVII. afp