_
_
_
_

Ourense, cercada por las llamas en el primer gran incendio del verano

Un incendio originado en el vertedero municipal pone en peligro viviendas en el municipio de Vilar de Astrés

El fuego no da tregua un verano en la provincia de Ourense. Este viernes, dos focos han rodeado la ciudad que ha quedado sometida a una lluvia de ceniza y a un paisaje de fin de mundo con el potente sol -la temperatura era superior a 35 grados- cegado por el humo. El incendio de mayores proporciones se ha originado hacia el mediodía en el vertedero municipal de Eiroás, en las afueras.

El viento lo ha expandido como la pólvora hacia la localidad de Vilar de Astrés en donde ha sido necesario desalojar las viviendas. Algunos alpendres en los que los vecinos almacenaban leña, han ardido como cajas de cerillas. Las llamas han avanzado ladera abajo hasta acercarse a la perrera municipal y han seguido su curso hacia la ciudad, amenazando a la zona de O Pino, en donde se encuentra la estación de autobuses. La Consellería de Medio Rural de la Xunta de Galicia ha decretado el "Fuego de nivel uno", calificación de máximo riesgo para zonas habitadas. A media tarde aún sigue activo. La Xunta estima que llevan quemadas 20 hectáreas.

Mientras un despliegue de helicópteros, hidroaviones y servicios de lucha contra incendios intentaba evitar que las llamas ganaran terreno en la ciudad desde el foco de Vilar de Astrés, otro fuego amenazaba con acercarse a las viviendas de la localidad de Sabadelle, en el otro extremo de la ciudad.

Un hidroavión suelta su carga en el incendio, iniciado a primeras horas de la tarde en un punto limpio de Orense, y que lleva quemadas unas 20 hectáreas.
Un hidroavión suelta su carga en el incendio, iniciado a primeras horas de la tarde en un punto limpio de Orense, y que lleva quemadas unas 20 hectáreas.BRAIS LORENZO (EFE)

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_