Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Supremo aplica la 'doctrina Parot' al asesino en serie de Villarrobledo

El preso, condenado a 90 años por tres asesinatos, iba a salir de prisión a finales de este año, quedará libre en 2023

El Tribunal Supremo ha desestimado el recurso del conocido como asesino en serie de Villarrobledo, Pedro Antonio Seco Martínez, contra su licenciamiento definitivo como penado, y por el que fue devuelto a la cárcel en aplicación de la doctrina Parot. Pedro Antonio Seco fue condenado a 90 años de reclusión por tres asesinatos.

Al practicarse la liquidación de condena se tuvo en cuenta el límite de 30 años, que dejaría extinguida su pena de cárcel el 17 de noviembre de 2023. Posteriormente, el Centro Penitenciario de Castellón indicó al tribunal sentenciador que, teniendo en cuenta las reducciones de pena de las que se benefició el penado, la fecha de licenciamiento sería el 31 de octubre de 2010. Esa liquidación fue declarada nula al no haber sido notificada a la acusación particular y se determinó que su salida sería en 2023.

Entre 1991 y 1993 Seco asesinó a tres personas con una técnica brutal: las desnudaba y las estrangulaba. Sus víctimas fueron, Pedro José Moreno Villar del Saz, marmolista, de 33 años; José Ballesteros Ordóñez, albañil de 23; y Juan Segundo López Rebolloso, taxista de 42.

La doctrina Parot está sobre la mesa del Tribunal Constitucional, más concretamente la revisión sobre la liquidación de la condena a etarras aplicada en virtud de ese criterio del Supremo. El alto tribunal ha admitido 28 recursos de presas de ETA.