Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Consorcio de Compensación calcula que los daños superarán los 36 millones

El terremoto de Lorca ha afectado a miles de personas y, además de las víctimas directas, fallecidos y heridos, hay muchas familias que han sufrido daños materiales en sus viviendas o en sus vehículos. Mucha gente desconoce que hay un organismo público que se hace cargo de las indemnizaciones. Se trata del Consorcio de Compensación de Seguros (CCS). El Consorcio calcula que el seísmo podría haber generado daños valorados en más de 36 millones de euros.

A este organismo, que depende del Ministerio de Economía y Hacienda, le corresponde indemnizar a los asegurados, lo que, en el caso del seísmo, incluye los daños provocados por este fenómeno natural, "al igual que en caso de inundaciones, maremotos, erupciones volcánicas...". Las condiciones del seguro son las mismas que si el daño se hubiera producido por otra causa cubierta en la póliza, como un incendio. Eso sí, el CCS solo paga indemnizaciones si existe un seguro que cubra los daños (pólizas de vida, hogar o autos).

El director de Operaciones del CCS, Alejandro Izuzquiza, ha explicado hoy que las primeras estimaciones apuntan a que el terremoto podría conllevar el triple de indemnizaciones que el seísmo que se produjo el 2 de febrero de 1999 en la comarca del Río Mula (Murcia), que tuvo una magnitud de 5.0 grados. En aquella ocasión, se desembolsaron 12 millones de euros entre los 7.800 siniestros tramitados por el organismo, que está adscrito al Ministerio de Economía.

Hasta ahora ha recibido 600 solicitudes de indemnización de afectados de Lorca, que se multiplicarán en los próximos días y que podrían superar las 20.000. El CCS ha desplazado ya un equipo de cuatro peritos a la zona de Lorca para reconocer las zonas afectadas, aunque ha puesto en alerta a unos 40 expertos, que podrían viajar en los próximos días hasta la localidad murciana para empezar a tramitar los expedientes.

El organismo público suele tardar unos 10 días en pagar los siniestros más sencillos y cerca de tres meses y medio en abonar la totalidad, según ha explicado Izuzquiza.

Para cualquier información sobre reclamaciones por un siniestro extraordinario se puede llamar al teléfono de atención al asegurado del Consorcio: 902 222 665.