Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

Las dos caras de Atlantic City

Llega a España 'Boardwalk Empire', última perla de HBO e implacable retrato del esplendor de la ciudad en la época de la Ley Seca

Todos los datos de la serie en la web de Canal +. Entérate de los estrenos y las novedades de la pequeña pantalla en 'Hablando en serie' de Eskup.

Lujo y esplendor delante y detrás de las cámaras para retratar a una generación que hizo grande a Atlantic City en una época convulsa, pero que también la condenó a una mala fama que llega hasta nuestros días. Eso y mucho más en Boardwalk Empire, la última producción de HBO llamada a convertirse en un clásico de la pequeña pantalla , que se estrena hoy en España (Canal +, 22.15).

La serie está basada el libro Boardwalk Empire: The Birth, High Times and Corruption of Atlantic City de Nelson Johnson y nace a partir del empeño de HBO de encontrar una sucesora natural de Los Sopranos. La serie es una implacable crónica del esplendor de una ciudad y el fortalecimiento de la mafia al calor de la Ley Seca. Atlantic City, que ya era conocida por ser el mayor centro recreativo de la costa este estadounidense, experimentó un vertiginoso crecimiento por el contrabando de alcohol y era punto de encuentro de una mafia que empezaba a imponer su poder en Nueva York, Chicago y Filadelfia. Una ciudad que era testigo, al igual que Estados Unidos, el nuevo orden internacional tras la I Guerra Mundial y el peso social de la mujer, a punto de conquistar el derecho al voto.

Encabeza el reparto Steve Buscemi que encarna a Nucky Thompson, tesorero de la ciudad y verdadero poder en la sombra. El personaje está basado en Enoch L. Johnson, un político corrupto que convirtió a la ciudad en un punto neurálgico en la importación ilegal de alcohol durante sus 30 años de poder absoluto. Fue encarcelado en 1941, salió bajo en libertad condicional en 1945 y murió en 1968. También aparecen en la serie tres figuras capitales de la mafia: un principiante Al Capone (interpretado por Stephen Graham), el padre del crimen organizado Lucky Luciano (Vicent Piazza) y Arnold Rothstein (al que pone cara Michael Stuhlbarg), uno de los mafiosos más importantes de la época y responsable del salto de la mafia desde los bajos fondos al mundo empresarial.

Producción detallista

Gran parte del presupuesto de la producción, alrededor de 65 millones de euros de los que 18 se gastaron en el episodio piloto, se han empleado en recrear de la forma más fiel los locales donde se gestaban los negocios fraudulentos y sobre todo el paseo marítimo, que da nombre a la serie. El equipo técnico echó mano de cinco millones de dólares para construirlo a escala en un solar de Brooklyn (y cuyo proceso muestra HBO en su página web). La cuidada ambientación no se detiene aquí ya que en los 12 capítulos que componen la primera temporada serie hay profusión de lujosas fiestas, almacenes llenos de alcohol y numerosas escenas rodadas en exteriores, algo inusual para una serie de televisión.

La serie ha capitalizado gran parte de las expectativas de la temporada televisiva en EE UU, sobre todo por ser la primera incursión de Martin Scorsese en la televisión tras más de 50 años de carrera. En su aventura le han acompañan grandes nombres del medio y responsables de algunas de las últimas joyas surgidas en la televisión: Terence Winter, guionistas y productor ejecutivo de Los Soprano, Mark Wahlberg, habitual de HBO por ser responsable de Entourage o In Treatment o Tim Van Patten, director de capítulos de Los Soprano, Sexo en Nueva York, Deadwood, The Wire, y The Pacific.

Boardwalk Empire reunió a una audiencia de casi cuatro millones de espectadores en su despedida de las pantallas estadounidenses el pasado 6 de diciembre. Boardwalk Empire ha conseguido ser la serie con mejor audiencia de la cadena, tras True Blood, y se anotó el mejor estreno de la historia con 10 millones de espectadores. La segunda temporada, anunciada cuando solo se habían emitidos dos capítulos, se estrenará en otoño de 2011.