Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La ola de frío pone en alerta a 29 provincias de 12 autonomías

Euskadi y Cantabria, las comunidades con mayor riesgo.- La nieve permitirá 350 kilómetros esquiables en 18 estaciones

Las bajas temperaturas, el viento y la nieve ponen en alerta a 29 provincias de 12 comunidades autónomas, según informa la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) en su página web. La ola de frío ha motivado el cierre al tráfico de cuatro puertos de montaña de la red secundaria de carreteras y en veinticinco es necesario el uso de cadenas. Se prevé que no amaine hasta el próximo miércoles, ante lo que el Ministerio de Fomento ha activado el dispositivo invernal para prevenir incidencias en carreteras, ferrocarriles y aeropuertos.

A partir del sábado, el paso de sucesivas borrascas por la península y Canarias darán lugar a lluvias intensas y vientos fuertes, según la Aemet. Se espera que el temporal empiece a remitir el próximo martes en Canarias y que a partir del miércoles, 1 de diciembre, lo haga en la península.

La alerta naranja (riesgo importante) solo está activada en Álava, Guipúzcoa, Vizcaya y Cantabria por nevadas que pueden alcanzar los cinco centímetros. En el resto de provincias, las alertas son amarillas (riesgo), la mayoría por las bajas temperaturas, que alcanzan hasta ocho grados bajo cero en Burgos y Soria.

En Aragón, la Aemet prevé para hoy una temperatura de seis grados bajo cero en el Pirineo oscense, en Albarracín y Jiloca, Gúdar y Maestrazgo (Teruel) y en la Ibérica Zaragozana una temperatura de seis grados bajo cero. Seis grados bajo cero también pueden alcanzarse en la Comunidad de Madrid, en La Rioja, en Cuenca, Guadalajara, Ávila, León, Palencia, Salamanca, Segovia y Zamora. Durante la tarde-noche del sábado se esperan nevadas de poca intensidad, por encima de los 700 u 800 metros, en zonas del interior de Albacete, Murcia, Comunidad Valenciana y sur de Cataluña.

Girona está en alerta amarilla por temperaturas de hasta menos seis grados en el Pirineo y Llivia, y por vientos costeros en el Ampurdán, mientras que en Lleida la Aemet espera una acumulación de nieve de cinco centímetros en el valle de Arán y una temperatura de seis grados bajo cero.

En Navarra, la Aemet espera que el mercurio marque los menos seis grados en la zona del Pirineo y prevé una acumulación de nieve de 3 centímtros en la vertiente cantábrica. En el archipiélago canario se ha activado alerta amarilla por rachas máximas de viento de hasta 80 kilómetros por hora en Gran Canaria, La Palma y Tenerife, mientras que el viento costero soplará con fuerza en Ibiza y Formentera, Mallorca y Menorca.

En Asturias hay alerta amarilla por nevadas que pueden alcanzar los 5 centímetros en la cordillera y en los Picos de Europa.

Protección Civil aconseja viajar por carretera sólo si es imprescindible y preferentemente por autopistas, autovías y carreteras principales. Recomienda también atención ante la posible formación de placas de hielo en la calzada y viajar con el depósito de combustible lleno. En las zonas marítimas, insta a mantenerse alejado playas, puertos deportivos y lugares bajos que puedan sufrir fuertes oleajes.

350 kilómetros esquiables

La ola de frío que durante los próximos días afectará a gran parte de la península permitirá que 18 estaciones de esquí, 15 de alpino y tres de fondo, estén abiertas este fin de semana, con una oferta de unos 350 kilómetros esquiables y espesores que en algunas pistas del Pirineo Aragonés superan el metro.

Según el parte de nieve de la Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña (atudem), Baqueira-Beret (Lleida), con 80 kilómetros, y Formigal (Huesca), con 50, son las estaciones con una mayor oferta de pistas.

Por su parte, las estaciones con más espesor de nieve son la de fondo de Larra-Belagua (Navarra), que ofrece 23 kilómetros de pistas con un espesor máximo de 1,70 metros; Astún (Huesca), con 26 kilómetros y un espesor de 1,20 metros, y Cerler (Huesca), con 30 kilómetros y un espesor de 1,15 metros.

También estarán abiertas Panticosa (Huesca), con 24 kilómetros de pistas; Masella (Girona), con 21; Sierra Nevada (Granada), con 14; Candanchú (Huesca), con 14, y La Molina (Girona), con 12.

Con una oferta inferior a 10 kilómetros abren San Isidro (León), Valdelinares (Teruel), Alto Campoo (Cantabria), Leitariegos (león), Nuria (Girona) y Manzaneda (Ourense). Por otro lado, las estaciones oscenses de esquí de fondo de Llanos del Hospital y Candanchú ofrecen 11 y ocho kilómetros, respectivamente.

De las estaciones que permanecerán cerradas este fin de semana, la gran mayoría prevé inaugurar la temporada la próxima semana, coincidiendo con el puente de la Constitución.