Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Basagoiti: "No recibo al embajador porque no tengo detector de metales"

Venezuela afirma que juzgará a Cubillas "si hay pruebas"

El embajador de Venezuela en España, Isaías Rodríguez, aseguró ayer que Arturo Cubillas, reclamado por la justicia española por su presunta relación con ETA, será juzgado en su país "si hay pruebas" en su contra. Rodríguez, de visita en el País Vasco para rebajar la tensión por el supuesto entrenamiento de etarras en la selva venezolana, recalcó que Cubillas es ciudadano venezolano, lo que impide su extradición.

"Eso no quiere decir que habrá impunidad", añadió el embajador en Radio Euskadi. "Se puede abrir una investigación en Venezuela. Y si hay pruebas contundentes, habrá condena. Si tiene responsabilidad penal, pagará por ello en Venezuela".

El embajador resaltó que "confía" en la Justicia española. Matizó así sus palabras del pasado día 5, cuando dijo que dudaba de que las declaraciones de Xabier Atristain y Juan Carlos Besance, dos etarras que dijeron haber sido adiestrados en Venezuela bajo la protección de Cubillas, fueran "totalmente voluntarias". El representante de Hugo Chávez resaltó que su país no mantiene "ninguna" sintonía con ETA.

Por su parte, Cubillas, funcionario del Gobierno venezolano, afirmó ayer en una entrevista a un diario de Caracas que nunca ha dado cursos de manejo de explosivos a miembros de ETA, informa Europa Press. Preguntado si conocía a Atristain y Besance, señaló que "no es raro encontrarse en un barrio de Caracas a un grupo de alemanes, ingleses, catalanes, gringos o vascos". "¿Va a ser delito que un vasco que vive en Venezuela se reúna con otro vasco que llega al país?", añadió.

El Gobierno vasco mantuvo a través de su portavoz, Idoia Mendia, que los problemas de agenda del lehendakari, Patxi López, impidieron su encuentro con el embajador, informa Isabel C. Martínez. Sin embargo, tampoco el secretario de Acción Exterior, Guillermo Echenique, le recibirá en una cita formal y en sede institucional, aunque tal vez coincidan en algún acto estos días. El único pronunciamiento de Mendia fue para desear que "no haya ningún país que dé refugio o sirva de santuario a ningún terrorista: ni Venezuela ni ningún otro".

Rodríguez sí fue recibido por el secretario de organización de PSE-EE, Alfonso Gil, y su portavoz de Acción Exterior en la Cámara, Cristina González. Ambos le pidieron que Venezuela aclare los "lo antes posible" el caso Cubillas. También visitó al presidente del PNV, Iñigo Urkullu, al máximo dirigente de Aralar, Patxi Zabaleta y al coordinador general de EB, Mikel Arana, entre otros. El PP vasco se negó a recibir al embajador alegando que Venezuela sirve de "retaguardia de ETA". Su presidente, Antonio Basagoiti, dijo desde Córdoba que no se reunía con él porque su sede de Bilbao carecía de "detector de metales". La sede de los populares vascos tiene dos de estos dispositivos. Basagoiti ya hizo público en septiembre su enfado por el trato que recibió el eurodiputado de su partido, Carlos Iturgaiz, en el aeropuerto de Caracas.

Rodríguez, a su vez, pidió al PP que aclare si "rompería relaciones" con su país en caso de volver a La Moncloa.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, respondió al PP en el Senado: "Nuestro enemigo es ETA, no Venezuela". Pidió que si no es extraditado, Cubillas sea procesado en Caracas y confió en que Venezuela llegue a colaborar contra ETA como Francia.