El juez acusa de homicidio imprudente al conductor del autobús accidentado en Girona

La mayoría de los estudiantes holandeses abandonaron ayer España

El juzgado de instrucción número 7 de Figueres ha acusado al conductor del autobús que se accidentó el lunes en Bàscara (Girona) de homicidio imprudente. Como consecuencia del siniestro, murió una menor de 16 años y 20 personas resultaron heridas. El hombre está en libertad provisional y tiene que presentarse en el juzgado los días 1 y 15 de cada mes. Los Mossos d'Esquadra barajan la hipótesis de que el conductor se durmiera o se distrajera al volante. Sólo una persona permanece ingresada en el hospital Josep Trueta de Girona, pero no se teme por su vida.

El vehículo llevaba a 53 estudiantes holandeses, de entre 14 y 17 años, y seis monitores de viaje a Calella (Barcelona). Tenían previsto pasar una semana de vacaciones en el municipio y visitar Barcelona, pero la mayoría de ellos abandonaron ayer España.

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha informado hoy de que el conductor del autocar deberá comparecer los días 1 y 15 de cada mes en el juzgado de instrucción número 7 de Figueres, según Efe. Las diligencias del caso seguirán su trámite habitual en el juzgado de instrucción número 6 de Figueres, que se encontraba de guardia en el momento de los hechos.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS