Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Este viernes comenzará la operación salida de agosto

El Servicio Catalán de Tráfico calcula que unos 475.000 vehículos dejarán Barcelona

El Servicio Catalán de Tráfico (SCT) prevé que unos 475.000 vehículos dejarán Barcelona entre viernes y sábado, durante la operación salida de agosto, principalmente hacia zonas turísticas de la Costa Brava y la Costa Daurada.

Josep Pérez Moya, el director de la entidad, ha explicado hoy que a estos vehículos se sumarán los que vienen tradicionalmente de países de la Unión Europea y que "concentran su paso el primer fin de semana de agosto".

El retorno del domingo coincidirá con el final de las vacaciones de julio, la vuelta del fin de semana y la de quien regrese de la playa, ha recalcado Pérez. Esto es "un tipo de movilidad "que se está acentuando mucho los fines de semana de este verano", lo que complicará la circulación, según el funcionario. A esto se sumarán los atascos que se prevé genere la inaguración del nuevo estadio del Espanyol, al que se espera que acudan 20.000 espectadores en coche.

Vías con posibles problemas

Las vías donde se prevé que haya atascos en la operación salida del viernes son:

- La autopista AP-7 en La Roca del Vallès (Vallès Oriental).

- La Jonquera (Alt Empordà) en sentido Francia.

- La C-31 en Castell-Platja d'Aro (Baix Empordà) hacia la costa.

- La A-2 en Abrera y Esparreguera (Baix Llobregat) en sentido Lleida.

- La C-32 a Mataró (Maresme) en sentido norte.

- La C-58 en Montcada (Vallès Occidental) en sentido norte.

Las vías donde se prevé que haya atascos en la operación salida del sábado son:

- La AP-7 en Martorell (Baix Llobregat).

- La C-31 en Castell-Platja d'Aro en sentido costa.

- La N-340 en algunos tramos entre El Vendrell (Baix Penedès) y Tarragona en sentido sur.

De regreso, las más afectadas serán:

- La AP-7 en la Roca, Sant Sadurní d'Anoia y Vilafranca del Penedès (Alt Penedès).

- La C-31 en el enlace a Castell-Platja d'Aro con la C-65.

- La C-32 en el tramo entre Vilassar de Mar y Montgat (Maresme), y entre Sitges (Garraf) y Sant Boi de Llobregat (Baix Llobregat).

De otro lado, la SCT ha informado que desplegará 20 técnicos de gestión e información del Centro de Información Vial de Cataluña, un avión bimotor de vigilancia e información del tráfico, dos helicópteros de vigilancia, cuatro equipos móviles y 14 de señalización. Así mismo los Mossos dispondrán de 1.089 agentes el 31 de julio, y el 1 y 2 de agosto, que efectuarán 298 controles de alcoholemia, 246 de casco y cinturón, y 211 de presencia en vías de alta movilidad.