Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La investigación del 'caso Gürtel'

Bárcenas: "He podido aportar las pruebas de inocencia al Supremo"

El tesorero del PP y senador testifica durante dos horas y media por supuestos delitos de cohecho y fraude fiscal.- El alto tribunal puede ahora archivar el caso o pedir el suplicatorio al Senado para imputarlo

"Estoy muy contento de haber podido declarar y aportar las pruebas que demuestran mi inocencia. Muchas gracias". Tras pasar dos horas y media esta mañana ante el Tribunal Supremo, que le había citado por supuestos delitos de cohecho y fraude fiscal en el caso Gürtel, el tesorero del PP y senador por Cantabria, Luis Bárcenas, se ha limitado a realizar estas declaraciones a la salida del alto tribunal, donde le aguardaban decenas de periodistas.

La alta expectación despertada por la declaración Bárcenas ha provocado empujones y caídas a las puertas del tribunal. Algún profesional ha perdido las gafas y una zapatilla. Bárcenas ha declarado ante el magistrado Francisco Monterde y el fiscal del Tribunal Supremo Juan Ignacio Campos, quienes le han interrogado por su relación con la presunta trama corrupta liderada por el empresario Francisco Correa. El tesorero ha abandonado rápidamente el lugar poco antes de las dos de la tarde acompañado de sus abogados Miguel Bajo y Alfonso Trallero, con quienes se ha montado en un Audi oscuro.

"Absolutamente tranquilo"

Bárcenas había llegado al tribunal con tiempo, una hora antes de que comenzara su declaración, acompañado por dos miembros del Gabinete de prensa del PP. Ningún compañero de partido se ha desplazado al tribunal para arroparle. A su entrada, donde lo aguardaban numerosos periodistas, ha manifestado que se encontraba "absolutamente tranquilo". Pero la imagen que daba el tesorero del PP era muy diferente. El aforado estaba visiblemente nervioso. Antes de empezar a declarar, Bárcenas ha pasado un buen rato dando vueltas en la sala de pasos perdidos situada en la parte de abajo del tribunal y su abogado ha tenido que tranquilizarlo.

Su entrada en el palacio de la Plaza de la Villa de París ha tenido su anécdota. El arco de seguridad ha pitado cuando cruzaba, ante lo cual ha subido sus brazos en cruz mientras los policías comprobaban a qué se había debido el aviso. unas llaves en sus bolsillos. Ese momento ha sido bien aprovechado por los fotógrafos que se apostaban a las puertas del tribunal.

De la declaración, de momento, no ha trascendido nada, aunque fuentes del PP señalan que él iba a tratar de convencer al juez de que él no es ni el "Luis el cabrón" ni el "LB" que aparece en la contabilidad b de la trama de Correa. A partir de ahora, sin fecha establecida, el Tribunal Supremo puede archivar el caso, si las explicaciones del tesorero del PP le han convencido, o pedir el suplicatorio al Senado para imputarlo. Fuentes del PP consideran que esto último es lo más probable y confían en que suceda antes de que acabe el mes de julio, lo que forzaría la dimisión inmediata de Bárcenas.

La citación de Bárcenas se realizó el pasado viernes después de que el instructor recibiera los testimonios de diversas actuaciones referidas a ambos aforados que obraban en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid, que investiga a los implicados en la trama corrupta. El juez instructor escuchará mañana, a la misma hora, al otro parlamentario del PP implicado, Jesús Merino, que sólo está imputado por cohecho, mientras que Bárcenas lo está también por delito fiscal.