Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los tripulantes del 'Playa de Bakio' llegan esta mañana a Madrid

Los 26 pescadores, 13 de ellos españoles, viajan de regreso en un Boeing 707 del Ejército tras ser liberados por los secuestradores somalíes

Los 26 tripulantes del pesquero vasco Playa de Bakio, que estuvo secuestrado durante siete días por piratas en las costas de Somalia, llegarán hoy a las siete de la mañana a la base aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid), en un avión del Ejército del Aire.

Un Boeing 707 del Ejército del Aire traslada a los 13 españoles (ocho vascos y cinco gallegos) y los 13 africanos desde Victoria, capital de las Islas Seychelles, hasta España. Se prevé que el avión militar, que ha salido a las las 19.00 (hora española), aterrice en Madrid a las siete de la mañana. A su llegada a España, serán recibidos por la ministra de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, y algunos de sus familiares, según ha informado en una nota el Ministerio de Defensa. Los marinos, tranquilos y en perfecto estado después de su aventura, se encuentran cansados y deseando volver a casa para reencontrarse con sus familiares, según las mismas fuentes.

Ayer, los liberados han arribado al puerto de Victoria a las 8.30 (hora española), última escala antes de partir hacia España tras ser liberados el sábado. "Nos han tratado de forma vejatoria", ha afirmado el capitán del atunero, Amadeo Álvarez, que no ha podido contener las lágrimas al bajar del barco. "Nunca nos llegaron a agredir", ha aclarado el capitán del Playa Bakio que, sin embargo, ha denunciado, además del trato vejatorio, que no les dejaran comunicarse con sus familias.

Hoy llegan a España

Álvarez, emocionado a la llegada a puerto, ha repartido agradecimientos después de pasar casi una semana encerrado en el comedor del atunero: "Gracias de corazón a todos, al Gobierno español, a la fragata. Si no hubiera sido por ellos esto se hubiera alargado más". El estado de salud de los pescadores es bueno según el primer reconocimiento médico. Junto a los pescadores se encuentra el embajador español en Kenia, Nicolás Martín Cinto, y enviado del Gobierno a Mogadiscio (Somalia) para gestionar la liberación del barco.

"Yo también tuve mucho miedo en Mogadiscio. Somalia no es un país fácil", ha afirmado el representante diplomático, que ha agradecido la labor conjunta de Gobierno y armador en la solución del secuestro. El Playa Bakio permanecerá en el puerto de Victoria durante alrededor de una semana para ser reparado de los impactos de las granadas. Una vez esté en condiciones de faenar, el atunero volverá de nuevo a las aguas del Cuerno de África.