Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Congreso ratifica el envío de tropas para una nueva misión en Afganistán

El último Consejo de Ministros había aprobado el operativo que consta de 36 militares.- IU y BNG votan en contra y ERC se abstiene

La Diputación Permanente del Congreso, reunida en sesión extraordinaria, ha ratificado hoy el envío a Afganistán de 36 militares, encargados de manejar cuatro aviones espía no tripulados, con el rechazo de IU, BNG, y la abstención de ERC. Tras algo más de una hora, el ministro de Defensa en funciones, José Antonio Alonso, ha logrado la autorización mayoritaria de la Cámara Baja -con 45 votos a favor, tres en contra y una abstención- para la nueva misión, que aprobó hace 11 días en Consejo de Ministros y que ya se encuentra desplegada en la base española de Herat.

En su última comparecencia como ministro de Defensa, Alonso ha asegurado que los cuatro aviones no tripulados (UAV) estarán plenamente operativos a finales del próximo abril y que reforzarán la seguridad de las tropas españolas.

La nueva etapa de Alonso

Esta reunión extraordinaria ha servido para que los portavoces de todos los grupos parlamentarios aprovecharan para felicitar a Alonso por su labor al frente de los ministerios de Interior y Defensa en la pasada legislatura y desearle suerte en su nuevo cargo de portavoz del grupo parlamentario socialista en el Congreso

También ha constituido la última intervención como portavoces de Defensa y como diputados de Luis Mardones (CC), Joan Puig (ERC) y Francisco Rodríguez (BNG).

Los 36 militares enviados a Afganistán se añaden a los 742 ya destacados en suelo afgano y no superan el límite de 3.000 soldados en el exterior fijado por ley, según ha recalcado el ministro. Sobre los aviones, Alonso ha subrayado que operarán bajo mando español y permitirán la reducción del número de patrullas terrestres, mejorarán los aspectos de información, servirán de disuasión ante el enemigo, permitirán acciones de búsqueda y rescate, así como de localización de itinerarios.

"Son unos medios muy eficientes y aumentarán la seguridad de las tropas", ha recalcado el ministro, quien ha confesado que apeló al carácter de urgencia para pedir su envío porque la mecánica parlamentaria podría haber retrasado su despliegue al menos dos o tres meses y no un cambio de situación de riesgos en Afganistán.

Tras recalcar que la misión no varía, sino que se mejora en medios y en seguridad para las tropas, Alonso ha reiterado que la participación española en Afganistán está bajo el paraguas de Naciones Unidas y ha destacado la labor de reconstrucción de los soldados españoles.