España llama a consultas al embajador británico por la actuación de Gibraltar con el 'New Flame'

El gobierno del Peñón no ha recuperado aún los restos del buque desde que se hundió el pasado agosto

Trabajos de limpieza del combustible salido del chatarrero hundido 'New Flame'
Trabajos de limpieza del combustible salido del chatarrero hundido 'New Flame'AFP

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, ha anunciado este lunes en Sevilla que el Gobierno español ha llamado a consultas a la embajadora del Reino Unido en Madrid, Denise Holt, por la actuación del ejecutivo de Gibraltar respecto al barco chatarrero New Flame, que encalló el pasado mes de agosto y el domingo se hundió un poco más tras dejar un kilómetro de vertidos.

El ministro de Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, ha asegurado que el ministro principal de Gibraltar, Peter Caruana, asume "toda la responsabilidad" de lo sucedido con el barco chatarrero y que le ha prometido que "hará todo lo necesario para evitar males mayores".

En declaraciones a los medios de comunicación, Moratinos ha ratificado lo anunciado por la ministra de Medio Ambiente. Según Moratinos, se va a llamar a consultas a la embajadora británica para que su país "siga colaborando". El secretario de Estado de Asuntos Exteriores, Bernardino León, ha hablado en dos ocasiones con Caruana y éste le ha manifestado que asume "toda la responsabilidad" en el caso.

Más información

Andalucía emprenderá acciones legales

Además, el presidente de la Junta de Andalucía, Manuel Chaves, ha anunciado que va a emprender acciones legales contra Gibraltar por el hundimiento del New Flame. Mañana, la Junta aprobará en su Consejo de Gobierno que se reclamen a la Unión Europea (UE) los gastos ocasionados por la limpieza de las playas afectadas. Según Chaves, también se iniciarán acciones civiles contra el armador y la aseguradora para "resarcirse de los gastos ocasionados a la hacienda pública andaluza". La consejera de Gobernación de la Junta de Andalucía, Evangelina Naranjo, ha hecho hincapié hoy en que el New Flame "se encuentra en aguas gestionadas por Gibraltar".

El gobierno de Gibraltar asegura en un comunicado, hecho público esta mañana, que el chatarrero "no ha causado contaminación" y, como mucho, circunscribe el incidente a "un pequeño derrame de los medios del equipo de salvamento, que estaban en la cubierta en el momento del incidente".

Se reanudan las tareas de rescate

Esta mañana se han reanudado las tareas de rescate del buque -que todavía contiene 42.000 toneladas de chatarra-, complicadas por el mal tiempo. El gobierno gibraltareño ha desplegado cadenas pesadas para tratar de sacar el barco a flote. En tierra, 55 operarios han limpiado las playas de Getares y El Rinconcillo y han sacado un contenedor con arena y residuos de aceite, informa Fernando J. Pérez.

La empresa Titan Salvage es la encargada por el gobierno gibraltareño de recuperar el pecio, para ello tenía que partir la proa en dos partes. Una vez dividida, algo que se haría con cables especiales de acero y diamantes, iba a ser trasladado a puerto, pero no ha dado aún tiempo.

Los pormenores de las dos fases de las que iba a constar el proceso de recuperación de este buque están detallados en El plan de rescate del New Flame que se presentó el pasado 8 de enero. Según el gobierno gibraltareño, en la operación parte de la carga de chatarra caerá al fondo del mar. Pero aseguraban que sería recogida posteriormente. Sobre los hidrocarburos que trasportaba el buque, este informe afirma que la empresa que se había encargado antes del rescate del buque ya los había retirado. Los restos de vertido que han llegado a las costas podrían demostrar lo contrario.

EFE
La ministra ha pedido "un mecanismo conjunto de vigilancia y control"ATLAS

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50