Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Protección Civil mantiene a 12 comunidades en alerta tras el paso de la tormenta Gordon

Deja un muerto en La Rioja y cuatro heridos leves, 100.000 personas sin luz y numerosos destrozos en Galicia

Madrid / Santiago de Compostela

La tormenta tropical Gordon ha abandonado ya la península tras provocar a primera hora de la mañana de hoy fuertes vientos, sobre todo en las costas gallegas, con rachas "huracanadas" en algunos puntos como el Cabo Fisterra, donde han alcanzado los 165 kilómetros por hora. Aunque la única víctima mortal se ha producido en La Rioja, Galicia ha sido la comunidad más afectada. Cuatro personas han reaultado heridas de carácter leve, hay numerosos árboles y vallas caídos, se han producido daños en algunos edificios y los cortes de luz han llegado a afectar a 100.000 hogares. El presidente de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, ha informado de que, pese a que hasta ahora no ha habido "graves daños", se mantiene la alerta "máxima".

MÁS INFORMACIÓN

La tormenta ha llegado "amainada" y "más tarde de lo previsto" a Galicia sin provocar incidentes graves, aunque sí ha derribado un cable eléctrico en la zona compostelana de Lavacolla, cerca de la Televisión de Galicia, lo que ha provocado un incendio esta mañana. Fuentes de Protección Civil han informado de que hay varias carreteras afectadas por la caída de árboles. Entre ellas, en la N-120 a su paso por Mondariz (Pontevedra), en la AC-550 de Muros a Cée (A Coruña), en la vía rápida entre Ribeira y Pobra do Caramiñal (A Coruña) o en la carretera vieja de la costa de Vigo a Baiona (Pontevedra). También se han retirado una pancarta y una carpa derribadas por el viento en Nigrán (Pontevedra), contenedores en Cambados (Pontevedra), y en Aguiño (A Coruña) se ha producido un corte de luz.

Según La Voz de Galicia, los cortes de luz han llegado a afectar a 100.000 hogares y, a las tres de la tarde, continuaban sin tener electricidad las localidades de Baio y Laxe. Entre los incidentes más graves, más de 200 personas de 76 familias han resultado afectadas por el desprendimiento del tejado de dos inmuebles del barrio ferrolano de Caranza, arrancado por la fuerza del viento. En cuanto a la flota, las principales cofradías lucenses de Celeiro y Burela han salido a faenar esta madrugada, mientras que en la pontevedresa ría de Arosa la flota está amarrada. Los aeropuertos gallegos han recuperado la normalidad tras la cancelación de un total de 13 vuelos y el desvío de cinco aviones. El Instituto Nacional de Meteorología (INM) ha cambiado el nivel rojo de alerta y el amarillo ya que algunas rachas de viento pueden superar todavía los 80 kilómetros por hora.

La Xunta mantiene la alerta máxima

Tras la reunión del Ejecutivo gallego, Touriño ha dicho que "felizmente, hasta ahora ha pasado sin grandes daños". Por otro lado, en Calahorra (La Rioja), el conductor de una furgoneta ha muerto al recibir el impacto de un tablón que, según las primeras investigaciones, se ha desprendido de un camión que circulaba delante de él a consecuencia de las fuertes rachas de viento. Protección Civil mantiene la alerta en 12 comunidades ante la previsión de que continúen durante las próximas horas los fuertes vientos, las lluvias y las tormentas. Además de a Galicia, el fuerte temporal afecta a Asturias, Cantabria, País Vasco, La Rioja, Navarra, Aragón, Madrid, Andalucía, Extremadura, Castilla y León y Castilla-La Mancha.

Protección Civil ha avisado también al organismo Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea y a las empresas eléctricas para que adopten medidas de prevención. La borrasca ha comenzado hoy a afectar a zonas del interior de la península, con vientos del sur y el suroeste muy fuertes en el cuadrante noroeste, el Cantábrico, alto Ebro, Aragón, zonas altas del oeste y el centro peninsular, Extremadura y Andalucía occidental. Es probable que las precipitaciones sean localmente intensas, según los datos facilitados por Protección Civil, que ha observado que en el País Vasco y en Cantabria se van a producir además temperaturas que pueden alcanzar los 33 grados.

En Galicia los vientos pueden alcanzar todavía rachas de hasta 130 kilómetros por hora, sobre todo en el litoral y en zonas altas, y en Asturias, los 120 kilómetros. En Cantabria y el País Vasco los vientos rozarán los 110 y 95 kilómetros por hora y en La Rioja las rachas más fuertes serán de entre 90 y 130 kilómetros por hora, sobre todo durante la tarde. En Navarra y Aragón, los vientos llegarán también a 90 kilómetros y se desencadenarán tormentas. En Madrid, Castilla-La Mancha, Extremadura, en Andalucía occidental y en Castilla y León el viento alcanzará velocidades de 80 kilómetros por hora y las lluvias pueden dejar 30 litros por metro cuadrado en una hora.