Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Miles de personas piden en Bilbao diálogo y respeto a todas las propuestas para Euskadi

Representantes de todos los partidos vascos, excepto el PP, rechazan la reforma penal del PP para frenar el 'plan Ibarretxe'

Miles de personas han recorrido esta tarde el centro de Bilbao convocadas por el colectivo pacifista Elkarri para pedir diálogo y respeto a los derechos humanos y a la voluntad popular. A diferencia de la marcha organizada por ¡Basta Ya! el último sábado en San Sebastián, en la de hoy no ha habido ninguna protesta contra el plan Ibarretxe y sí en cambio una apuesta por el respeto al diálogo de todas las propuestas, incluida la del lehendakari. Dirigentes de todos los partidos vascos han acudido a la cita, con la excepción del PP.

La manifestación, que se ha desarrollado en silencio y sin incidentes, ha partido a las 17.10 horas de la plaza de La Casilla, encabezada por una pancarta con el lema Diálogo y acuerdo entre todas las propuestas, sostenida por dirigentes y miembros del movimiento social convocante.

Detrás de la cabeza se ha situado una nutrida representación del Gobierno Vasco, encabezada por la vicelehendakari, Idoia Zenarruzabeitia, y otros dirigentes vascos, así como de algunos sindicatos y movimientos sociales. Entre los asistentes, por el PNV figuraba el portavoz de la Ejecutiva nacional, Joseba Egibar; el presidente la Ejecutiva regional de Vizcaya, Iñigo Urkullu, y el portavoz en el Congreso de los Diputados, Iñaki Anasagasti. Por Eusko Alkartasuna, han estado, entre otros, su presidenta, Begoña Eratzi.

Los miembros de Elkarri han aprovechado la cita para recabar las firmas de los asistentes en apoyo de una propuesta de foro multipartito que será presentada el próximo mes de marzo en los parlamentos de Vitoria y Pamplona.

En contra de "la cárcel para las ideas"

En el transcurso de la marcha, Idoia Zenarruzabeitia, ha explicado que su presencia, en representación del Ejecutivo autonómico, pretende decir que "estamos a favor del diálogo entre las diferentes representaciones y pensamientos políticos, y el acuerdo entre los diferentes, pero en contra de la imposición de los proyectos y de los pensamientos y de que las ideas y los proyectos puedan ser sometidos a cárcel".

El portavoz del PNV, Joseba Egibar, por su lado, ha indicado que su partido considera que "el diálogo y, en su caso, la negociación son las vías para la resolución de un conflicto y ese es el leit motiv de esta manifestación con la que nosotros hacemos causa común". La presidenta de EA, Begoña Errazti, ha añadido que "la paz es posible para nuestro pueblo porque los caminos para conseguirla ya están abiertos".

Denuncia del "unilateralismo del PP"

La marcha ha concluído con la lectura de un manifiesto en euskera y catellano a cargo del portavoz de Elkarri, Jonan Fernández. En este documento, dicho colectivo aboga por el respeto a los derechos humanos y expresa su solidaridad y apoyo a todas las víctimas "sin excepción". La organización afirma que "es hora de poner fin a la violencia, a los atentados y las amenazas", por lo que demanda a ETA que "escuche y respete esta voluntad expresa de la sociedad".

Elkarri pretendía que este acto se convirtiera en una "censura de las políticas que proscriben el diálogo o se basan en la imposición, la vulneración de los derechos humanos o el unilateralismo". "Unilateralismo cuyo ejemplo más reciente lo vivimos ayer mismo en la reforma del Código Penal aprobada por el Partido Popular contra la totalidad de fuerzas políticas representadas en el Congreso de los Diputados".