Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vodafone también renunciará a emitir fútbol si Mediapro no rebaja la factura

La operadora se suma a Telefónica y advierte a la empresa dueña de los derechos y a la Liga que con el actual modelo no comprará los permisos

Imagen del partido Sevilla - Atlético Madrid.
Imagen del partido Sevilla - Atlético Madrid. REUTERS

Vodafone se suma a la guerra del fútbol. Como ya hiciera la semana pasada Telefónica, el consejero delegado de Vodafone España, Antonio Coimbra, ha advertido que renunciará a ofrecer fútbol —tanto la Champions como la Liga— en su plataforma de televisión de pago si Mediapro, dueña de los derechos de la competición europea , y la Liga de Fútbol Profesional, propietaria de los campeonatos domésticos, no rebajan notablemente el coste de los mismos.

Coimbra, en un encuentro con los medios en el marco del Mobile World Congress (MWC) de Barcelona, ha planteado a Mediapro un nuevo modelo de precios variables en el que se pague por cada cliente, en lugar de abonar un precio fijo como hasta ahora. El directivo llamó la atención de la paradoja de que si Vodafone perdiera de golpe los 400.000 abonados que tienen contratado el fútbol ahorraría dinero. Y es que la factura de los derechos deportivos asciende a alrededor de 240 millones de euros al año y el operador no recupera por las cuotas ni 200 millones.

Para el máximo responsable de Vodafone España, existe una situación abusiva en la que los precios mayoristas han crecido de tal manera que la compañía "se puede permitir perder a todos los clientes" de la oferta de fútbol. "Si somos capaces de encontrar un modelo más equilibrado nos encantaría, pero si no se cambia ni un pelo el modelo actual, lo siento pero no salen las cuentas", ha aseverado.

Coimbra ha remarcado que, aunque el fútbol es importante, para la compañía y sus clientes son más relevantes otros contenidos como las series y el cine, por lo que si finalmente no se lograr alcanzar un acuerdo con Mediapro o La Liga tendrán que enriquecer su oferta con otros contenidos y ajustarla.

No parece que Mediapro, que adquirió los derechos de la Champions para las próximas tres temporadas (2018/2021) por más de 1.000 millones de euros esté dispuesta a atender las reivindicaciones de los operadores de telecomunicaciones. Tampoco la Liga de Fútbol Profesional, que ya prepara el proceso de adjudicación de sus derechos audiovisuales a partir de la temporada 2019-2020, está por la labor de rebajar la factura del fútbol doméstico, si no más bien lo contrario. El presidente de la LFP, Javier Tebas, ha anunciado que pretende ingresar 1.300 millones de euros por los derechos para España de las tres temporadas, 300 millones más que actualmente.

Mas importantes las series que el fútbol

De esta forma, Vodafone se une a Telefónica, que en la presentación de resultados del ejercicio pasado, anunció que señalado que "una clara posibilidad" de que Movistar + no emita la Champions a partir de la próxima temporada por su alto precio. Orange es el único operador que se ha mostrado dispuesto a retransmitir el fútbol “siempre que lo haga otro operador”, aunque también ha denunciado el precio desorbitado de los derechos.

Coimbra remarcó además que, aunque el fútbol es importante, para la compañía y sus clientes son más relevantes otros contenidos como las series y el cine, por lo que si finalmente no se lograr alcanzar un acuerdo con Mediapro o La Liga tendrán que enriquecer su oferta con otros contenidos y ajustarla.

Respecto a la posibilidad de ser socios de un proveedor de Internet (OTT) como Amazon o Netflix a la hora de emitir el fútbol, ha remarcado que estarían "encantados" de ser un distribuidor si estas empresas adquieren estos derechos, pero si ser socios implica comprar conjuntamente los derechos habría que analizar el negocio y volvería a depender del modelo.

El consejero delegado deVodafone, Vittorio Colao, respaldó a la filial española, y aseguró que pagar de más por algunos contenidos como el fútbol, que ha registrado una fuerte inflación en los últimos años en países como España, "no es una gran estrategia" para las empresas de telecomunicaciones. Tras su intervención en el MWC18, el máximo directivo del operador británico ha incidido en que la inflación de los costes del fútbol es "demasiado elevado" y ha apuntado que el resultado, por ejemplo, de la última subasta de los derechos de la Premier League en Reino Unido, donde han bajado un 15%, ha demostrado que tenían razón.

Más información