Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Infancias y vidas robadas

Los experiencias traumáticas que se arrastran desde la infancia son los más difíciles de olvidar y marcan toda la vida. Conseguir que se denuncien no es fácil

The support centers union for victims of sexual assault de Israel. “Dos segundos en reconocerlo son dos segundos demasiado tarde”. Agencia McCann Erickson, Israel. Ampliar foto
The support centers union for victims of sexual assault de Israel. “Dos segundos en reconocerlo son dos segundos demasiado tarde”. Agencia McCann Erickson, Israel.

El mundo de la publicidad no solo consiste en saber adornar un producto o servicio para luego vendérselo a futuros clientes o consumidores, que también. De vez en cuando, hay que ponerse el mono, bajar al barro y trabajar por causas poco "glamurosas" y de servicio público.

Las agencias también suelen trabajar, normalmente "probono", con organizaciones no gubernamentales (ONG) sin ánimo de lucro, asociaciones y colectivos que velan por el bienestar de grupos sociales desfavorecidos. Y uno de los grupos de riesgo más expuestos a la vez que más protegidos son los niños. Están expuestos a un montón de peligros que marcarán su tránsito por su vida de adulto.

Múltiples son los problemas a los que puede estar expuesto un niño desde que se asoma al mundo: trabajo infantil, extrema pobreza, familias rotas... pero el abuso, tanto físico como psicológico, es el peor daño que se le puede hacer a una persona que todavía no se puede defender y que en la mayoría de los casos confía plenamente en su interlocutor. Y si es niña ya ni te cuento.

Hacer publicidad para concienciar de los abusos que se producen diariamente es complicado. No va dirigido a ningún perfil concreto pero nos afecta a todos. Todos deberíamos reconocer los signos de estas prácticas contra los más pequeños y así poder atajarlas lo antes posible.

No sé por dónde empezar. Puede ser un post duro de escribir y de leer con alguna imagen o vídeo desagradable. Pero es lo que hay. Algunas veces para comprender el problema no basta con buenas palabras y paños calientes. Hay que mostrar la realidad. Como lo hace la ONG alemana Dunkelziffer.

ONG Dunkelziffer. “Si los niños que han sufrido abusos sexuales no reciben ayuda, nunca superarán el trauma”. Agencia Red Rabbit, Alemania.

La ONG británica NSPCC fue una de las pioneras en denunciar estos abusos utilizando publicidad, común en nuestros días, pero novedosa en la época de su lanzamiento (data de 2002) ya que mezcló el papel de toda la vida con los banners interactivos de una incipiente web.

Infancias y vidas robadas ampliar foto

ONG NSPCC. “¿Eliminar para siempre al tío de Helen de la cama de Helen? Sí – No | Ayuda a parar el abuso con un clic en bethefullstop.com“. Agencia Saatchi & Saatchi, Reino Unido.. 

Este anuncio de la ONG ISPCC es, con toda seguridad, uno de los anuncios más perturbadores contra el abuso infantil. Fue motivo de una fuerte polémica en Irlanda (país tradicionalmente muy católico), ya que los más conservadores pedían la retirada de la campaña por explícita. Por cierto, el niño merece un Oscar por su interpretación.

ONG ISPCC. "No puedo esperar a crecer". Agencia Ogilvy, Irlanda.

Infancias y vidas robadas ampliar foto

ONG Innocence In Danger. "Ocho de cada diez niños que sufren abusos sexuales son traicionado por alguien en quién confía". Agencia Rosapark, Francia.

Este tipo de canalladas se producen en la mayoría de los casos dentro del ámbito familiar más cercano con el agravante que eso supone, ya que la criatura está todavía más, si cabe, más desprotegida. El abuso sexual contra miembros de una misma familia es uno de los delitos más traumáticos que se pueden cometer contra los menores, ya que a la violencia del acto en sí, se suma el elemento sorpresa de los hechos.

En ese momento, todo lo que el niño podía considerar terreno seguro y de confort como es el ámbito familiar salta por los aires y se convierte en un ambiente hostil. Lo dicho, aunque se alerta mucho a los niños contra los extraños, el mayor peligro lo tienen dentro de su casa.

A esto hay que añadir otro elemento que no ayuda en nada a resolver el problema: el silencio de las víctimas, que como en el caso de la violencia machista, tienden a atoculpabilizarse y sienten que han hecho mal cuando intentan abrirse a otras personas a las que contarles el problema. Aunque un menor que sufre abusos sexuales termina manifestándolo de alguna manera, normalmente de forma sutil y velada. Cambios de conducta difíciles de justificar o carácter pueden ser signos inequívocos de que algo está pasando.

Infancias y vidas robadas ampliar foto

ONG Child Wise. “Algunas veces los niños cuentan sus secretos a gente que no puede ayudarlos”. Agencia Venus Advertising, Australia.

Otra posibilidad que tiene el menor es esconderse para intentar pasar desapercibido, que no se note su presencia y así no levantar las iras del cobarde agresor.

UNICEF. " Hay niños que juegan a ser invisibles por miedo a ser maltratados". Agencia Ogilvy, Chile

Y aunque no deja de ser un problema de educación, hasta los países más desarrollados, y supuestamente más concienciados con este asunto, tienen inoculada esta lacra dentro de su comunidad.

Infancias y vidas robadas ampliar foto

Against Abuse. “Más de 300.000 niños sufren abusos sexuales en Alemania cada año.” Agencia Grabarz & Partner, Alemania.

Caso aparte merecen ciertas "tradiciones" practicadas ancestralmente contra las niñas. La ablación es la más terrible. Realizada todavía en muchas zonas de África debe ser perseguida, penalizada y erradicada mucho antes de ese 2030 propuesto por Naciones Unidas.

Infancias y vidas robadas ampliar foto

ONG Aktion Mensch. “La ablación no tiene nada que ver con ninguna religión”. Agencia LOWE GGK, Austria.

Intentar detectar el abuso infantil cuanto antes da más oportunidades a los niños de llegar a la madurez sin pesadas cargas a sus espaldas.

Síguenos en Twitter y en Flipboard

Más información