Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El euribor cerrará noviembre en negativo por décimo mes

El índice caerá al mínimo histórico del -0,074% y abaratará 100 euros anuales la hipoteca media

El euribor marca un nuevo mínimo histórico y cerrará noviembre en el -0,074%.
El euribor marca un nuevo mínimo histórico y cerrará noviembre en el -0,074%.

El euribor vuelve a aliviar el bolsillo de millones de clientes que dependen de este índice de referencia y que determina la cuota mensual de la mayoría de las hipotecas españolas. Marca un nuevo mínimo histórico y cerrará noviembre en el -0,074%, a falta de confirmación oficial por el Banco de España, con lo que ahonda su caída con respecto al mes anterior (en octubre cerró en -0,069). Son ya diez los meses consecutivos en negativo.

Con la nueva rebaja, las hipotecas de 120.000 euros a 20 años con un diferencial de euribor más 1% a las que les toque revisión tendrán una rebaja de casi 100 euros en su cuota anual, más de ocho euros al mes.

A pesar de la evolución negativa del euribor, su caída no es suficiente para cubrir los diferenciales medios, que rondan el 1%, por lo que los expertos descartan de momento que las entidades financieras termimen pagando a los prestatarios por sus hipotecas.

Los expertos prevén que el índice siga en negativo unos meses más ante la escasa variación en la política del Banco Central Europeo (BCE). Además, a pesar de que la Reserva Federal estadounidense parece decidida a subir tipos de interés este diciembre de 2016, en Europa la primera subida de tipos puede tener lugar en los últimos dos trimestres de 2017 o principios de 2018.

El euríbor sigue siendo la referencia para millones de hipotecados que vieron cómo el pasado mes de febrero cerraba en negativo por primera vez en su historia y se colocaba en el -0,008%. Era la consecuencia del giro en la política monetaria emprendida por el Banco Central Europeo, que el pasado mes de marzo bajó los tipos de interés al mínimo histórico del 0% para sostener la economia.

Sin embargo, los cambios ocurridos en los mercados hipotecario e inmobiliario han encumbrado las hipotecas a tipo fijo, antes testimoniales. Tres de cada diez de hipotecas suscritas son a tipo fijo. Septiembre volvió a batir un nuevo récord en esa apuesta generalizada del mercado por los créditos seguros en detrimento de los variables. Según el INE, el 70% de las hipotecas constituidas en septiembre utiliza un tipo de interés variable, frente al 30% de tipo fijo.

Más información