Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Altán consigue el contrato estrella del proyecto de telecomunicaciones del Gobierno de México

Eugenio Galdón, fundador de ONO, representa al consorcio de empresas que construirá la Red Compartida, una inversión de 7.440 millones de dólares

Eugenio Galdón en 2014.
Eugenio Galdón en 2014.

La secretaría mexicana de Telecomunicaciones ha anunciado este jueves que Altán construirá y operará la Red Compartida, el proyecto estrella del Gobierno en este sector. El representante de Altan, un consorcio de empresas nacionales y extranjeras, es el español Eugenio Galdón, fundador de ONO. Construir la Red Compartida implicará la inversión de 7.440 millones de dólares. Altán empezará a explotarla en marzo de 2018, fecha en que la red deberá cubrir al menos un tercio del territorio de México.

Galdón, presidente del Grupo Multitel, socio estratégico del Altán, ha expresado su satisfacción al conocer la noticia. “Creemos que tenemos la capacidad técnica y financiera para acometer las inversiones al día siguiente de que firmemos el contrato. Nos tendrán trabajando en las calles con un proyecto que ayude a transformar este país”.

Además de ampliar la cobertura móvil en zonas remotas de México, el objetivo del Gobierno con la Red Compartida es quebrar la actual dependencia de la infraestructura de operadores privados, caso por ejemplo del gigante Telmex, de Carlos Slim.

En una nota enviada a los medios, el consorcio ha explicado que la red garantizará “el acceso a poblaciones donde los operadores tradicionales actualmente no llegan, o bien [no les es] rentable llegar. Igualmente, promoverá precios más competitivos y elevará la calidad de los servicios, transformando el sector de las telecomunicaciones en México y favoreciendo el progreso económico y social del país”.

La Red Compartida es el proyecto más ambicioso de la reforma de telecomunicaciones que impulsó el Gobierno de Peña Nieto a principios de su mandato. Según los datos de la licitación, la nueva infraestructura cubrirá el 92.2% del país y conectará a internet a buena parte de los 46 millones de mexicanos que actualmente carecen de conexión.

Los inversionistas de Altán son un fondo de inversión de Morgan Stanley, un administrador de fondos de pensiones de Canadá, la Caisse de dépôt et placement du Québec y una empresa del propio Gladón, Isla Guadalupe Investments, que cuenta con una participación del 3.34%. Galdón además representa al grupo a través de Multitel.