Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPINIÓN

Precariedad en España

El PP prometió en 2012 reducir la temporalidad laboral y ha fracasado estrepitosamente

La última sentencia del Tribunal de Justicia de la UE sobre la discriminación de los contratos de interinidad ha llevado al Gobierno de Rajoy a reconocer que en España hay precariedad y temporalidad. Rajoy dice que su reforma laboral ha funcionado y tiene razón. El objetivo era bajar los salarios y en 2015 las empresas pagaron 20.000 millones menos en salarios que en 2011. Pero el PP prometió reducir la precariedad en el empleo en 2012 y ha fracasado estrepitosamente.

Rajoy con su rescate y sus políticas ha perdido cuatro años en creación de empleo y cerrar la principal herida de la crisis. Hay 100.000 españoles menos trabajando con un contrato indefinido a tiempo completo que cuando Rajoy aprobó la reforma laboral y han sido sustituidos por temporales o contratados a tiempo parcial para reducir su salario. En el último año, con el BCE comprando deuda pública por primera vez en la historia, el petróleo en mínimos y con una política fiscal expansiva uno de cada dos empleos creados ha sido temporal y el salario por hora trabajada sigue estancado. Por lo tanto, la precariedad sigue aumentando con la recuperación, algo inédito que ha conseguido la reforma laboral de Rajoy. Con elevados coste de despido desde 1980 España ha incrementado su empleo un 50%, el mayor crecimiento de la Eurozona. El problema es el tipo de empleo creado y la volatilidad, el doble que Alemania y el triple que Francia e Italia, que lleva a que en las tres recesiones la tasa de paro haya superado el 20%.

La mayoría de empresas no miran los costes de despido cuando contratan, pero cuando las ventas caen y tienen que despedir no tienen dinero para hacerlo, el crédito está racionado en las recesiones y muchas mueren por asfixia financiera. Como ha demostrado Sara de la Rica, los trabajadores temporales cobran un 15% menos de salario en puestos equivalentes a un trabajador con contrato indefinido. Las empresas abusan en fraude de ley del contrato temporal para cubrir puestos fijos porque son más baratos y tienen menos coste de despido. No invierten en formación de esos trabajadores y tienen menos incentivos a innovar para mejorar la productividad. Esto ayuda a explicar que hayamos creado dos burbujas inmobiliarias en 30 años y que nuestras empresas estén tan alejadas en innovación con los países más desarrollados.

Costes de despido altos no han evitado la fuerte destrucción de empleo cuando llega la recesión. Suecia tiene costes de despido cero y apenas tiene precariedad. Partidos y sindicatos contrarios a las reformas del mercado de trabajo se han acogido a ella para despedir a sus trabajadores con 20 días por año trabajado. El PP y la patronal desearían cumplir la sentencia e igualar a todos con costes de despido de los temporales. El PSOE con sus 85 escaños puede ayudar a millones de jóvenes y parados de larga duración a salir de la precariedad. Si vamos a terceras elecciones y el PP vuelve a aumentar aún más la distancia, como sucedió el 26J, el modelo Rajoy del yo te lo hago más barato se institucionalizará.