Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La federación de industria de UGT plantea despedir a 110 empleados

La dirección del sindicato lo justifica por la mala situación económica de la organización

Sede de las federaciones de UGT, entre ellas industria, en la avenida de América en Madrid
Sede de las federaciones de UGT, entre ellas industria, en la avenida de América en Madrid Efe

UGT FICA, la federación de industria del sindicato, ha planteado un despido colectivo para 110 trabajadores. Como indemnización por las rescisiones, propone que la cantidad de dinero a recibir se calcule sobre 25 días por año trabajado con un tope de 13 mensualidades. Esta es insuficiente para la plantilla que reclama la retirada de la medida y ha escrito una carta al líder estatal de UGT, Pepe Álvarez, fechada este viernes, pidiéndole una reunión y que medie en el conflicto.

La federación de industria, construcción y agroalimentación, nombre completo de UGT FICA, arrastra problemas económicos desde hace años, explica su secretario general Pedro Hojas, que señala que tratará de alcanzar un acuerdo. “Esto es muy duro”, apunta, destacando que los gastos superan a los ingresos desde hace tiempo y que esta situación les ha llevado a no poder pagar la nómina de agosto a los trabajadores, una situación que estos últimos denuncian en un comunicado.

Sobre el despido colectivo, los empleados subrayan que “es una medida desproporcionada, que carga de forma traumática en los trabajadores la responsabilidad de la crisis económica por la que al parecer atraviesa la organización, que nosotros no hemos provocado”.

Precariedad económica

Los trabajadores de UGT FICA son conscientes de la precaria situación económica de la organización. “Llevamos con medidas de ajuste un tiempo”, apunta uno de sus negociadores con la dirección del sindicato, que reconoce que ya hace meses que habían oído hablar de que se iba a reducir plantilla. “Pero no nos esperábamos la dimensión de la medida”, contrapone, al tiempo que lamenta que el camino seguido en la federación de industria no sea el que se han puesto en marcha la ejecutiva confederal de UGT, la que dirige Pepe Álvarez, que está reduciendo plantilla mediante bajas voluntarias y acuerdos con la plantilla sin llegar al despido colectivo forzoso.

“Entiendo el cabreo”, subraya Hojas, que a la mala situación económica añade que FICA es una organización reciente fruto de la fusión de la antigua federación de industria y construcción con la de química y agroalimentación y que, por tanto, “hay duplicidades”. “Tenemos que garantizar la viabilidad del sindicato”, justifica Hojas.

El sindicato planteó el despido colectivo a sus trabajadores el 29 de agosto. No obstante, la situación no había trascendido hasta ahora. En este tiempo ha habido tres reuniones, admiten desde ambas partes. En ellas, “la dirección no ha ofrecido hasta ahora ningún tipo de medidas alternativas, como jubilaciones anticipadas, sustituciones temporales de empleo, bajas voluntarias incentivadas, u otras…”, señalan los trabajadores, algo que admite Hojas.

El mensaje de que UGT debía ajustar el gasto y no gastar más de lo que ingresaba ha sido constante en los discursos de Álvarez. También Hojas, el nuevo líder de la federación de Industria, lo venía apuntando desde hacía meses. Este mensaje, en el caso de UGT FICA, ha cristalizado en este despido colectivo que de aprobarse finalmente en los términos presentados reducirá la plantilla más de la mitad.

No es esta la única medida de ajuste que hay sobre la mesa en todo UGT. La ejecutiva confederal baraja desde hace meses trasladar su sede al edificio que el sindicato tiene en la Avenida de América en Madrid y dejar el antiguo convento que posee en la calle Hortaliza, en el centro de la capital. También la ejecutiva que dirige Álvarez ha puesto en marcha una reducción de plantilla. No obstante, en este caso no se ha lleva a cabo mediante un despido colectivo sino a través de acuerdos individuales con los afectados buscando prejubilaciones y bajas voluntarias, para evitar la medida traumática del ERE.