Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ybarra tratará de mantener la producción pese al incendio

Los sindicatos recuerdan el caso de Campofrío y piden que se garanticen los 240 puestos del trabajo

Los bomberos tratan de apagar el fuego en la planta de Ybarra en Dos Hermanas (Sevilla)

Los trabajadores y la dirección del grupo Ybarra analizarán el lunes 18 de julio la viabilidad de la factoría, una vez se haya extinguido el incendio que ha afectado a la principal planta de esta empresa de alimentación, con sede en Dos Hermanas (Sevilla), durante el pasado fin de semana. La firma, que ha dado vacaciones a la plantilla por ahora, asegura que su prioridad es mantener el suministro de aceites y salsas a todos sus clientes, que se extienden por 80 países. Los sindicatos UGT y CC OO reclaman la continuidad de los 240 puestos de trabajo.

El director general del grupo Ybarra Alimentación, Francisco Viguera, ha seguido desde un primer momento las labores de extinción del fuego, atribuido inicialmente al efecto lupa de un envase sobre material combustible. Las llamas se han visto favorecidas por el intenso calor, superior a los 40 grados, y el fuerte viento de levante. A mediodía de ayer, aún restaba por extinguir un 20% del incendio.

Viguera visitará la planta para una primera evaluación de los daños y comprobar qué instalaciones pueden seguir en marcha. Posteriormente, el secretario general de UGT Sevilla, Juan Bautista Ginés, y otros representantes sindicales tienen previsto mantener un primer contacto con el fin de evaluar la situación y hacer un frente común para reclamar toda la ayuda institucional que garantice la continuidad de la actividad.

Duro golpe a una marca de 174 años

Ybarra, con 174 años de historia, está presente en 80 países, donde vende aceite de oliva y salsas compuestas a partir de recetas de cocina mediterránea. También elabora y envasa vinagres, aceitunas, verduras, tomates y sal.

El grupo Ybarra Alimentación surgió en 2009 y está participado al 50% por la familia Gallego (Migasa) e Hijos de Ybarra.

La planta siniestrada en Dos Hermanas es el principal centro de producción del grupo, donde se han establecido tecnologías avanzadas de producción. La innovación les ha permitido obtener la certificación plus de la norma BRC Food (British Retail Consortium).

“Pondremos sobre la mesa la situación de la fábrica tras el incendio y se trabajará en la búsqueda de soluciones para los más de 200 trabajadores que pueden verse afectados”, afirmó Ginés, quien también ha convocado a los trabajadores en la sede de su sindicato en Dos Hermanas para informarles de la situación.

Juan Antonio Caravaca, de CC OO, afirmó que la plantilla vive el suceso con “incertidumbre” y cree que la prioridad de todos es “recuperar la actividad y el centro en el menor tiempo posible”. La empresa, por su parte, tras reconocer “la gravedad del suceso”, afirmó que pondrá en marcha “todas las medidas necesarias para tratar de garantizar el correcto suministro de sus productos a clientes y consumidores”. La compañía, una de las principales productoras de aceite de oliva y salsas, facturó el pasado año 212 millones de euros, un 63% más que en 2009, cuando se constituyó el actual grupo alimentario.

La planta de Sevilla ha sido clave en esta evolución, ya que el grupo centró en la factoría de Dos Hermanas la mayor parte de su inversión en la modernización de los procesos de producción y control de calidad.

“La industria agroalimentaria sevillana no se puede permitir la pérdida de una empresa de estas características”, afirmó Ginés, quien recordó el caso de la fábrica de Campofrío en Burgos. Esta empresa ha conseguido mantener la producción y el empleo tras sufrir un incendio en noviembre de 2014.

 Campofrío recibió más de 100 millones de euros de las aseguradoras como indemnización por el incendio, lo que permitió a la compañía presentar un balance favorable de 25 millones. Cinco meses después del siniestro, se culminaron las labores de desescombro y anunció el proyecto de nueva planta, para el que contó con ayudas y exenciones fiscales. “Campofrío, tras un incendio de similares características, ha mantenido la actividad productiva así como los puestos de trabajo”, destacó el representante sindical.

 La empresa andaluza emitió un comunicado para “agradecer las innumerables muestras de apoyo y cariño de consumidores, clientes, instituciones y empresas del sector recibidas a través de redes sociales y diferentes medios”.

 

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >