Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Airbus gana un 59% más en 2014

La compañía pone en marcha "acciones significativas" para asegurar las entregas

Airbus
Un operario trabaja en la construcción de un avión Airbus en Hamburgo. EFE/Archivo

El consorcio aeroespacial europeo Airbus Group alcanzó en su último ejercicio un beneficio neto de 2.343 millones de euros, un 59% más que los 1.473 millones registrados en 2013. En un año en el que se han registrado récords de ingresos, de entregas de aviones comerciales y de cartera de pedidos.

En cuanto al beneficio por acción, ha sido de 2,99 euros (1,68 en 2013), lo que ha llevado al Consejo de Administración a proponer a la junta general de accionistas el pago de un dividendo de 1,2 euros el próximo 3 de junio.

"En 2014 hemos logrado una mejora significativa en rentabilidad y generación de tesorería gracias a una cartera de pedidos récord y un fuerte comportamiento operativo en la mayoría de las áreas" ha señalado este viernes en Munich en consejero delegado del grupo, Tom Enders, quien ha recalcado también, en la rueda de prensa de presentación de los resultados, que habían entregado más aviones comerciales que nunca en la historia, entre ellos el primer A350, presentado recientemente en Madrid y del que Iberia ha solicitado 8 unidades. Se mostró también satisfecho de que los pedidos netos "volvieran a duplicar con creces el número de entregas".

Los pedidos recibidos durante 2014 ascendieron a 166.400 millones euros (216.400 millones en 2013) y el valor de la cartera de pedidos a final del año ascendía a 857.500 millones (680.600 en 2013). Los ingresos también alcanzaron una cifra récord al situarse en 60.700 millones, un 5% más que el año anterior, con una importante aportación de su división de aviones comerciales que ha registrado unas entregas de 629 unidades, 30 de ellas correspondientes al A380, con capacidad para más de 500 pasajeros y que, según Enders, "alcanzará su umbral de rentabilidad en 2015 después de 15 años de inversiones". Los ingresos en el área de helicópteros también aumentaron un 4%, aunque se entregaron menos unidades que el año anterior, 471 frente a las 497 de 2013. En cuanto a la división de defensa y espacio, permanecieron estables en un ejercicio en el que se entregaron ocho unidades del avión de transporte militar A400M que se ensambla en Sevilla y se realizaron seis lanzamientos del Ariane 5.

El EBIT declarado (beneficios antes de intereses, impuestos, deterioro del valor del fondo de comercio y extraordinarios) creció en un 54% al pasar de los 2.624 millones de 2013 a los 4.040 alcanzados en 2014 y en el que ha tenido una limitada incidencia el cargo de 551 millones como consecuencia de los retrasos en el programa del A400M que según Enders serán rápidamente resueltos con la colaboración del nuevo máximo responsable de Airbus en España, Fernando Alonso, que estrena estos días su cargo y la vicepresidenta de la división de Defensa y Espacio, Pilar Albiach y del que espera unas entregas para este año de 14 o 15 unidades.

En el ámbito espacial, el pasado mes de enero, el Grupo Airbus y la compañía Safran, completaron la fase inicial de la integración de sus actividades de lanzaderas espaciales en la join venture, Airbus Safran Launchers que se encargará del desarrollo del programa Ariane 6 y la continuidad de producción del Ariane 5. Cuando se complete la participación al 50% de la misma, Airbus recibirá 800 millones de euros por parte de Safran.

Por otro lado, el grupo inició el pasado ejercicio las desinversiones en la firma francesa Dassault por las que obtuvo unas plusvalías de 383 millones correspondientes al 8% desinvertido. Este ejercicio continuarán las desinversiones en función de la evolución del mercado, hasta cerrar completamente su participación en los próximos años, según el responsable de estrategia del grupo, Marwan Lahoud.

En cuanto a las perspectivas para este año, Enders espera un ligero aumento tanto de las entregas como de los ingresos, "habida cuenta de que los resultados en 2014 han sido mejores de lo previsto", lo que les permitirá mantener su objetivo de "seguir aumentando su beneficio por acción y su dividendo de forma gradual y progresiva".

Más información