Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
FMI BM MÉXICO

Los flujos de capital a México son beneficiosos, dice el gobernador del banco central

Fotografía tomada el pasado 5 de noviembre en la que se registró al gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, quien señaló que, pese a las políticas monetarias expansivas de las economías avanzadas, "el régimen cambiario de México ha funcionado bien". EFEArchivo Ampliar foto
Fotografía tomada el pasado 5 de noviembre en la que se registró al gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, quien señaló que, pese a las políticas monetarias expansivas de las economías avanzadas, "el régimen cambiario de México ha funcionado bien". EFE/Archivo EFE

El gobernador del Banco de México (emisor), Agustín Carstens, afirmó hoy que la llegada de capitales "beneficia" a su país y señaló que de alguna manera refleja la "salud" de la economía mexicana.

"(La llegada de) los flujos de capitales de alguna manera refleja la salud del país. Los seguiremos vigilando desde el banco, pero en general son beneficiosos (...) y parte del ajuste internacional", indicó el gobernador del banco central mexicano.

El banquero mexicano realizó estas declaraciones a los periodistas tras su participación en un seminario en el marco de los encuentros de primavera del Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM).

Asimismo, el gobernador del banco central señaló que, pese a las políticas monetarias expansivas de las economías avanzadas, "el régimen cambiario de México ha funcionado bien" y reiteró que sus políticas fiscales "van en línea con conseguir estabilidad financiera".

La semana pasada, México anunció la cancelación de la venta de dólares, mecanismo establecido desde 2008 y ratificado en noviembre de 2011 para frenar la volatilidad en el mercado de divisas, debido a la fuerte apreciación del peso mexicano en lo que va de año.

Carstens restó importancia a la preocupación mostrada por algunos países emergentes acerca de los efectos de la expansión monetaria, especialmente en la Reserva Federal de EE.UU. (Fed, banco central).

"Si EE.UU. no hubiera seguido las políticas monetarias que ha seguido lo más probable es que tuviera una actividad económica más débil y, posiblemente, el crecimiento en nuestras exportaciones hubieran sido mucho menores", precisó Carstens.

Por ello, aseguró que para "México lo más importante es una economía estadounidense creciendo".

En su informe sobre "Perspectivas Económicas Globales", el FMI pronosticó un crecimiento sostenido del 3,4 % para 2013 y 2014 de la economía mexicana.