Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CRISIS DEUDA

Los hogares de los países periféricos de la UE son aparentemente más ricos que Alemania

Vista de la ciudad de Barcelona desde la montaña de Montjuic. EFEArchivo Ampliar foto
Vista de la ciudad de Barcelona desde la montaña de Montjuic. EFE/Archivo EFE

Los hogares de los países periféricos de la zona del euro son aparentemente más ricos que los centroeuropeos como Alemania y Austria, según cifras estadísticas que el Banco Central Europeo (BCE) publicó hoy.

El patrimonio neto medio de los hogares de los países que comparten la moneda única es de 230.800 euros, según cifras de 2009 y 2010 para casi todas esas naciones, y de 2008 en el caso de España.

En la valoración del patrimonio de los hogares se han considerado los activos inmobiliarios y los activos financieros, menos las deudas.

El BCE ha publicado estas cifras un mes después de que el Bundesbank (Banco de Alemania) diera a conocer unas estadísticas que señalaban que los hogares de países como España e Italia son más ricos que los alemanes considerando su patrimonio.

Según las cifras difundidas hoy, el patrimonio neto medio de los hogares de Chipre, país para el que se acaba de acordar un rescate de 10.000 millones de euros, es de casi 670.900 euros, cifra sólo superada por los hogares de Luxemburgo con 710.100 euros.

El patrimonio medio de los hogares españoles asciende a unos 291.400 euros, según datos de 2008, si bien desde entonces se ha producido una notable bajada del valor en el mercado inmobiliario en España que no se refleja en la encuesta.

Asimismo el patrimonio medio de los hogares alemanes asciende a 195.200 euros, según datos de 2010.

El resultado es muy diferente, si se considera el hecho de que en Alemania muchas menos familias poseen su vivienda en propiedad que en España y si se tiene en cuenta los cambios de los precios en el mercado inmobiliario en ambos países.

En Alemania los precios crecieron moderadamente tras la burbuja inmobiliaria después de la reunificación en 1990, pero en España subieron.

Tras considerar estas dos correcciones, el valor medio del patrimonio de los hogares en Alemania supera los 200.000 euros y en España es de algo más de 100.000 euros.

En Alemania y Austria el 50 % de los hogares posee la residencia principal, mientras en España, Eslovenia y Eslovaquia el porcentaje asciende al 80 %.

Tanto en Alemania como en Austria el hogar medio no posee la residencia principal en propiedad y tiene por ello un patrimonio notablemente menor que el hogar medio en países donde la tasa de propietarios supera el 50 %.

En Alemania la provisión de vivienda pública es importante y por ello es más baja la tasa de propietarios, según el BCE.

"La baja tasa de vivienda en propiedad en Alemania se debe en parte a la construcción de vivienda social tras la Segunda Guerra Mundial y también a las cargas impositivas a la vivienda ocupada por el propietario, así como a la falta de rebajas fiscales al pago de intereses sobre hipotecas", añade el estudio.

La reunificación alemana y los bajos valores de la vivienda en el Este de Alemania también contribuyen al relativo bajo valor del patrimonio neto de los hogares germanos.

Las diferencias en las pensiones esperadas también marcan diferencias en el patrimonio acumulado.

En países donde el ciudadano prevé una pensión más elevada se reduce la necesidad de acumular otro patrimonio para la vejez.

Asimismo las diferencias en los sistemas de la seguridad social y los riesgos percibidos también afectan a los incentivos para ahorrar por precaución.

Los hogares más grandes con mayor número de adultos, que son predominantes en Chipre, Malta o Eslovaquia, tienden a acumular más patrimonio -especialmente relacionado con el sector inmobiliario-, que los hogares más pequeños, que son predominantes en Alemania, Holanda, Austria o Finlandia.

El 60,1 % de los hogares en la zona del euro tiene su residencia principal en propiedad, cuyo valor medio asciende a 180.300 euros según la encuesta estadística del BCE.

El 75,7 % de los hogares de la zona de la moneda única europea posee un vehículo, cuyo valor medio es de 7.000 euros.

Además, un 96,4 % de los hogares tiene depósitos bancarios, mientras sólo un 33 % tiene seguros de vida o de pensiones privados.