_
_
_
_
_
La crisis del euro

Los mercados se dan un respiro en su acoso contra España y Portugal

La prima de riesgo española se estabiliza tras marcar otro máximo al borde de los 250 puntos básicos.- El Ibex se desmarca del rebote del resto de Europa

España está en el centro de la diana de los inversores internacionales por tercer día consecutivo después de que la caída de Irlanda disparase las alertas sobre un eventual efecto contagio contra los peones más débiles del euro. Tras las dos víctimas que ya se han cobrado -Grecia e Irlanda-, los mercados apuntan ahora directamente al corazón de las dos siguientes: Portugal y España, aunque hoy se han dado un respiro en su acoso contra su deuda. Gracias a ello, la prima de riesgo española se ha estabilizado en 234 puntos básicos (18.00), aunque, paradójicamente, también ha jugado a su favor el hecho de que las incertidumbres abarquen al futuro del conjunto de la eurozona, Alemania incluida.

La agencia S&P ha rebajado en dos peldaños la nota de solvencia de Irlanda
Más información
La especulación toma la iniciativa
España, en el centro de la diana
Dos comunidades autónomas tienen riesgo de incumplir el objetivo de déficit para 2010
Los mercados recrudecen su acoso contra España

Ante las dudas de lo que pueda pasar hasta fin de año y movidos por el deseo de ponerse a cubierto de próximas turbulencias, la presión vendedora de la deuda española ha continuado durante buena parte de la mañana. Por culpa de la menor demanda y la necesidad de superar los temores de los inversores, se ha disparado la rentabilidad de los bonos españoles en el mercado hasta niveles desconocidos en los últimos ocho años. En concreto, los inversores están exigiendo un interés del 5% para comprar los bonos a 10 años del Tesoro, su precio más alto desde julio de 2002, frente al 2,7% que marcan sus homólogos alemanes. Para añadir más motivos de preocupación, hay que recordar que entonces el precio de alquilar el dinero del BCE estaba sobre el 3,5% en lugar del 1% actual, lo que condiciona, a peor, la comparación.

La prima se estabiliza

Gracias a este incremento de la rentabilidad de los títulos españoles, la prima de riesgo del país, el mejor termómetro de la confianza en la solvencia española y que se establece en el mercado secundario de deuda a partir del diferencial entre los tipos de los bonos del Tesoro a 10 años frente a los alemanes, de referencia por su estabilidad, ha seguido subiendo durante primera hora. A media mañana, ha llegado a rozar los 250 puntos básicos, un récord intradía. Sin embargo, a partir de ese momento, ha empezado a moderar su ascenso y se ha estabilizado ligeramente por debajo del máximo histórico desde que el país entró en el euro que alcanzó ayer al cierre (236 puntos básicos). En cualquier caso, un nivel muy perjudicial para las arcas del Estado y las aspiraciones de sus entidades bancarias.

La razón es que Alemania, cuyos bonos se cambian a tipos históricamente bajos, ha sufrido a su vez la salida de compradores de sus bonos ya que, tal y como advirtió ayer su Gobierno, cada vez son más los inversores que apuestan que lo que está en juego es el futuro del euro y prefieren ponerse a cubierto de futuros acontecimientos. Esta caída de la demanda ha incrementado en 11 puntos la rentabilidad ofrecida por sus bonos, lo que ha mitigado el correctivo para España. Si no se hubiera producido este ascenso, la prima española seguiría sobre los 245 puntos básicos. Se da la circunstancia de que la banca alemana se juega mucho en la deuda española.

Además, dada la condición de pieza mayor que ha adquirido España durante la última semana de turbulencias en los mercados de deuda, la prima del país, que a su vez condiciona a los bancos radicados en su territorio a la hora de salir a buscar financiación, lo que encarece los créditos y afecta a la recuperación económica, ha repuntado más que la de Portugal. Este país es visto por los inversores como la próxima pieza de dominó que puede caer en la crisis pero hoy ha logrado reducir ligeramente su prima de riesgo. También ha bajado el riesgo país de Grecia. En el lado contrario, ha aumentado con fuerza para Irlanda, ya que su prima ha vuelto a superar los 600 puntos básicos tras el recorte de la nota de solvencia en dos peldaños, hasta A, un notable bajo, anunciada a última hora de ayer por Standard & Poor's.

Más coste para las arcas del Estado

En términos financieros para las arcas del Estado, lo ocurrido en las últimas jornadas es incluso más doloroso en lo que respecta a los bonos a cinco años. Frente al interés del 1,6% al que se intercambian los títulos emitidos por Berlín a este plazo, por los españoles se paga un 4,3%. Los expertos explican este hecho porque las preocupaciones sobre los eventuales problemas que puedan afrontar España o Portugal se centran en el corto plazo. Cuando este aumento de los intereses registrado en el mercado secundario se traslade a las emisiones que el Tesoro realiza en el primario, restringido a los Estados, algo que ya ha sucedido en las últimas subastas, se incrementará la carga por intereses que debe pagar el Gobierno. Este apartado será en 2011 el segundo en importancia del conjunto del Presupuesto y lastra el recorte del déficit.

En las Bolsas, después de dos jornadas a la baja y con una caída acumulada del 5,7% en dos días, el Ibex 35 español ha logrado cerrar la jornada en verde en el momento en que sus dos principales bancos, el Santander y el BBVA y muy castigados en las pasadas sesiones, han entrado en ganancias. No obstante, se ha perdido el rebote registrado en el resto de las plazas europeas de referencia. Frente al alza del 1,72% o el 1,34% que han vivido hoy Fráncfort o Londres, la Bolsa española ha repuntado un 0,52, con lo que mañana abrirá en 9.742 puntos. París ha avanzado un 0,68%. En lo referente al euro, la divisa europea continuaba con las caídas y bajaba a 1,33 dólares.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_