Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La concesión de hipotecas cae a su mínimo histórico en Reino Unido

Las limitaciones de liquidez y el endurecimiento de las condiciones a los clientes hunde el sector hipotecario británico

Además de España, Irlanda y Reino Unido afronta serios problemas a causa del final de la burbuja inmobiliaria tras años de crecimiento y fuertes subidas de precios. Precisamente en este último país, la concesión de hipotecas ha caído un 46,2% en marzo hasta el nivel más bajo del que se tiene constancia en los archivos del Banco de Inglaterra, que recoge estos datos desde 1997.

Concretamente, el retroceso en la concesión de créditos provocado por el drástico frenazo en el ladrillo ha pasado de las 43.137 hipotecas autorizadas en febrero para comprar vivienda a 35.417 durante el pasado mes por un montante total de 5.100 millones de libras (6.979 millones de euros), llevando a su vez al balance total del sector a su cota más baja desde el año 2000.

El director de estadísticas de la Asociación de la Banca Británica (BAA por sus siglas en inglés), David Dooks, atribuye este descenso a las dificultades que encuentran las entidades a la hora de buscar liquidez en los mercados de dinero tras las restricciones impuestas por la crisis de las hipotecas de alto riesgo o subprime en Estados Unidos.

Asimismo, también ha influido en la reducción de las autorizaciones el endurecimiento de las condiciones que los bancos fijan a sus clientes, ha añadido Dooks.

El total de hipotecas aprobadas ha alcanzado las 129.300, el mínimo desde septiembre de 2000 antes mencionado, de las que 60.503 correspondieron a renegociaciones de los préstamos, un 7,9% menos.

El importe total de los préstamos hipotecarios concedidos en marzo se ha situado por su parte en 16.600 millones de libras (20.688 millones de euros), un 14,7% menos que un año antes y un 5,7% por debajo de febrero.