El enfriamiento del sector inmobiliario en España perjudicará a las finanzas locales

Un estudio del Deustsche Bank alerta sobre las consecuencias de la ralentización del sector de la construcción

Las finanzas de las autoridades regionales serán las principales afectadas por el previsible enfriamiento del sector inmobiliario y la construcción española, según ha hecho publico hoy un estudio realizado por la entidad bancaria alemana Deustsche Bank.

Para los analistas que han llevado a cabo el estudio citado el sector público, especialmente las autoridades regionales, está "significativamente expuesto a los mercados de la vivienda y ha hecho poco esfuerzo para crear un cojín contra los efectos del enfriamiento del mercado". El banco afirma que "parece inevitable" que se produzca un enfriamiento del sector inmobiliario español "antes o después" y calcula que en 2007 se producirá un ajuste del sector y que en 2008 se puede dar una "disminución más dramática".

La ralentización de los mercados de vivienda podría dar lugar a un problema en los ingresos de los organismos locales españoles ya que éstos son los encargados de otorgar los permisos de obra, y, además, la recalificación de terrenos residenciales que realizan proporciona a las arcas regionales unas ganancias entre el 10 y el 15% de su precio de mercado, lo que supone una contribución "sustancial" a los presupuestos locales,a firma Deustche Bank.

Respecto a otros sectores relacionados con la actividad inmobiliaria, la entidad bancaria afirma que se verán menos afectados, sería el caso del sector bancario que también está expuesto a la evolución del mercado inmobiliario pero está "bien aprovisionado" para un enfriamiento, según el estudio. El documento añade que el crecimiento del Producto Interior Bruto español, el mercado laboral, el consumo y la seguridad social también se verán afectados por la ralentización del sector.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS