Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Tijeretazo en las cuentas de la Administración

La oposición no da crédito a CiU y recuerda que abolió el tributo sobre las sucesiones

Los partidos de izquierda no comulgaron con una de las pocas propuestas que ayer hizo Artur Mas durante el debate de política general, referente a implantar un impuesto que grave los patrimonios más altos. Los socialistas catalanes aseguraron que la idea de CiU tiene una "escasa credibilidad", ya que una de las primeras medidas del Ejecutivo de Mas fue, precisamente, eliminar el pasado abril el impuesto de sucesiones, que supuso una mengua de 150 millones de euros para las arcas públicas. Iniciativa per Catalunya (ICV-EuiA), en un tono más desafiante, retó a Mas a establecer la tasa sobre el impuesto de patrimonio y le invitó a aprovechar la ocasión para recuperar el de sucesiones. Los ecosocialistas defienden estas medidas como una forma de aumentar los ingresos autonómicos y evitar así los recortes sociales.

Mas justificó los tijeretazos en educación y salud no solo por la crisis económica, sino también por una financiación "descompensada" de Cataluña. El presidente catalán quiere remediar esta situación con el pacto fiscal, la propuesta estrella de CiU y que está provocando un cambio de papeles entre el Partido Popular (PP) y Esquerra (ERC).

Los populares hasta ahora habían mantenido un discurso más complaciente con CiU para allanar el camino a diferentes pactos: el de los últimos Presupuestos, varias alianzas municipales, entre ellas la de Badalona, y la Diputación de Barcelona. Pero ayer se mostraron especialmente críticos. Fue el único grupo que criticó la figura del líder del Ejecutivo catalán, a quien calificó de "poco valiente y sin ambición". "Hemos visto un presidente superado por las circunstancias y desbordado", espetó su portavoz, Enric Millo.

En el lado contrario, ERC dio un paso de gigante para acercarse al Gobierno de CiU. Los republicanos borraron de un plumazo su habitual crítica a los recortes e instaron a Mas a "liderar" el consenso para reclamar el pacto fiscal. El resto de partidos de la oposición coincidió en tachar el discurso de Mas de "vacío", "decepcionante" y falto de propuestas para reactivar la economía.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 28 de septiembre de 2011