Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Afellay también se rompe

El jugador holandés sufre una rotura de ligamentos y será intervenido

Anda la enfermería del Barcelona concurrida en este curso, recien iniciado. Y cuando parece que el equipo dirigido por Pep Guardiola empieza a vaciarla, esta se llena de repente, otra vez. Su nuevo inquilino es Ibrahim Afellay. El jugador del Barcelona se rompió el ligamento cruzado anterior de la rodilla izquierda durante la sesión de entrenamiento vespertina de ayer, según informó el club tras una primera exploración de los servicios médicos. El jugador tendrá que ser intervenido; y aunque los detalles de la operación no se conocerán hasta hoy, su ausencia de los terrenos de juego se advierte prolongada, de al menos varios meses.

El joven neerlandés, de 25 años, solo ha participado en un encuentro de Liga esta temporada, frente a Osasuna, y en el primer partido de la Liga de Campeones contra el Milan, cuando tuvo una presencia casi residual, en los últimos cinco minutos de juego. En su regreso, contra el equipo navarro, jugó apenas 29 minutos y pocos días después de recibir el alta médica, el pasado 9 de septiembre. El futbolista -con una rotura en el bíceps femoral de la pierna izquierda- se había lesionado en un partido amistoso de pretemporada, en julio, contra el Manchester United.

En aquel partido en el que Afellay volvió a calzarse las botas también habían regresado a la convocatoria los hasta entonces lesionados Puyol, Adriano y Maxwell. Sin embargo, las buenas noticias quedaron enmascaradas por otro contratiempo: la lesión del delantero Alexis Sánchez, que sufre de una rotura en los isquiotibiales de la pierna izquierda, después de haber estado ya una semana de baja y de haberse perdido la vuelta de la Supercopa de España también por una lesión muscular.

Al chileno, al que ya le hacían compañía Gerard Piqué -con una rotura fibrilar del gemelo de la pierna izquierda y que prepara su regreso tras cuatro semanas de baja- y Andrés Iniesta -que se rompió el mismo músculo que aquellos hace una semana-, se le sumará también ahora Afellay.

Por otro lado, un día después de arrancar un empate de Mestalla, un campo harto complicado para los de Guardiola en los últimos años, Xavi Hernández defendió la propuesta inicial del técnico, que dispuso una defensa con tres centrales: "Este sistema es bastante bueno. Si tenemos en cuenta que nosotros somos un equipo con una posesión del balón muy elevada, poner un cuarto hombre en el centro del campo es un buen detalle", afirmó. "Cierto es que puedes sufrir un poco más en defensa, pero creo que el balance es más que positivo, porque ganamos superioridad en el centro del campo. Considero que hemos dominado, y bastante bien, todos los partidos de esta temporada", añadió.

El mediocentro no eludió el debate sobre su compatibilidad con Cesc Fàbregas, controversia hoy descafeinada por la maravillosa integración del jugador procedente del Arsenal: "Estoy y estamos muy a gusto dentro del rectángulo de juego. Creo que nos complementamos bastante bien. Si él sube, yo le guardo la posición; y al revés. Lo hemos demostrado ya muchas veces en esta temporada. Creo que Cesc mejora mi fútbol", reiteró.

El cerebro del Barça, además, insistió en que no cree que la Liga sea cosa de dos equipos: "Todos los equipos se preparan muy bien, tienen calidad, estrategia, condición física y talento. Decir eso es menospreciar a muchos y muy buenos profesionales. Aquí estamos todos muy cerca. La Liga bipolar no me la creo", zanjó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 23 de septiembre de 2011